¡No hay marcha atrás! Después de mucho pensarlo el príncipe Harry y Meghan Markle han decidido dar un paso atrás y alejarse de la vida férrea de la Casa Real británica.

Este inesperado y polémico anuncio, incluso para la reina Isabel II, ha causado un importante revuelo en torno a la razón económica. ¿De qué vivirán a partir de ahora Meghan y Harry?¿Tendrán un sueldo de la familia real sin querer prestar su trabajo a la corona? Estas son solo algunas de las preguntas que se hacen los británicos y que la pareja se ha apresurado a responder.

Artículo relacionado

Harry y Meghan

Aclararon que "ya no recibirán fondos a través de Sovereign Grant (pago que el gobierno da de manera anual a la monarca para financiar sus deberes oficiales como reina)", convirtiéndolos de esta manera en "miembros de la Familia Real con independencia financiera". En cambio, "valoran la capacidad de obtener un ingreso profesional, que en la estructura actual tienen prohibido hacer", unos beneficios que recibirán con los trabajos de carácter privado a los que se enfrenten a partir de ahora.

Recientemente, se publicó que el patrimonio neto de la ex actriz es de 5 millones de dólares, conseguido por su trabajo en cine y televisión, además de las publicidades correspondientes. Por otro lado, la riqueza de Harry asciende a los 30 millones. De esa cuantía, una de laspartes pertenece, según Forbes, al patrimonio neto de la familia real, por lo que se desconoce si la decisión de los duques de Sussex de retroceder pueda afectar a su economía actual. Si no fuera así,la pareja disfrutará de un colchón económico lo suficientemente importante como para vivir alegremente.

"Sus Altezas Reales esperan que este cambio se lo mejor para todos y esperan llevar a cabo sus deberes con la reina, así como su trabajo caritativo con autonomía financiera", así terminaba un comunicado que daba la vuelta al mundo en apenas unos minutos.