La nueva imagen de Kiko Matamoros tras ponerse en manos de su nuera Carla Barberel pasado sábado para retocarse la cara a nivel global no ha estado exenta de polémica. El colaborador sorprendió a todos en 'Sábado Deluxe' apenas unas horas después de haberse "pinchado" y su hinchazón y moretones generaron todo tipo de comentarios en las redes sociales. "Esta tarde me he pinchado y no he podido ni maquillarme, no me ha dado tiempo", explicaba el colaborador con mucha naturalidad. Pero tras esto su retoque ha seguido dando que hablar llegando incluso a enfadar a la doctora, novia de Diego Matamoros, que no ha ocultado su malestar por todo lo que se ha hablado en estas horas.

Artículo relacionado

Pero eso no ha evitado que ella siga con su trabajo y en la tarde de este martes, cuando aún el revuelo por los retoques de su suegro sigue presente, ha compartido el antes y el después de los retoques que hizo a la novia de Kiko, Marta López Álamo. Y el cambio es bastante evidente también.

Los retoques de la modelo siempre ha sido muy comentados (y criticados) y ahora ha decidido ponerse en manos de la que se ha convertido en la doctora particular de la familia para hacerse un tratamiento de embellecimiento facial en el que, principalmente, se ha rellenado los pómulos y ojera para rasgar la mirada, se ha rellenado los laterales de los labios para marcarlos y se ha hecho una rinomodelación para elevar la punta de la nariz. La propia Carla Barber ha comentado todo el retoque compartiendo la imagen de su cambio: "Aún más guapa mi Marta", ha dicho.

Retoque Marta López Álamo Carla Barber

La nueva nariz de Marta, mucho más respingona, ha generado todo tipo de comentarios en las redes sociales y la novia de Kiko Matamoros ha explicado el porqué de su nuevo retoque: "Sobre todo es que tenía en el lateral de la nariz una fibrosis desde pequeña, y Carla me lo ha quitado. Nunca posaba de ese lado, es maravilloso", ha dicho emocionada con su nueva imagen (y el chollazo de tener a Carla en su familia, claro).