Si en estos 20 años de relación algo han demostrado Antonio David Flores y Olga Moreno es que su pareja está construida con unos cimientos tan sólidos que ni el peor de los huracanes podría derrumbar lo que han creado. Ahora que los rumores de deslealtades no cesan, los enamorados hacen frente de manera estoica y están seguros de una cosa: nada, pero sobre todo nadie, podrá acabar con su matrimonio.

Artículo relacionado

La empresaria saca la cara por el padre de su hija, después de que dos mujeres hayan asegurado haber mantenido relaciones con él y, además, que salieran a la luz imágenes de Flores, en una discoteca, con una compañera de Telecinco, la reportera Marta Riesco, de ‘El programa de Ana Rosa’. “Amo a mi marido, le quiero y estamos perfectamente. Nada nos puede desestabilizar. Llevo 20 años con él y sé perfectamente con quien me acuesto. Hemos tenido momentos malos pero son 20 años y tenemos una familia muy bonita, le guste a la gente o no le guste”, dijo Moreno, de lo más tajante, a José Antonio León. “Las imágenes con Marta claro que me afectan, pero sé con quien estoy y confío plenamente en él”.

Olga Moreno Antonio David Flores

Olga confiesa que lo está pasando realmente mal, “yo quiero que se termine ya esto por mí y sobre todo por los niños. Llevo dos días sin llevar a mi hija al colegio porque no me apetece que me pregunten delante de la niña”, explica con mucho sentimiento. La propietaria de una tienda de ropa en Málaga entiende el trabajo de su marido; “intenté que no se hablara del tema, pero David me decía ‘es mi trabajo y tengo que contestar’. Estamos espectacularmente bien, como siempre, no tenemos ningún problema”, contó al reportero de ‘Sálvame’.

Artículo relacionado

"Quiero decirle a mi mujer que la adoro y que la amo y que todo esto no tendría sentido, sin ella no habríamos llegado a donde hemos llegado”, dijo Antonio David tras escuchar las palabras de su mujer. “Pido que me dejen un poco tranquilo, ya esto lo voy a llevar al juzgado, porque ya me parece un poco de vergüenza. No puedo decir más porque si no lloro. Olga me ha pedido que deje de hablar de todo esto porque parece que estoy abriendo las puertas a que todas vengan a hablar”, apostilló en el programa en el que colabora.

Encarando con valentía la situación, así hacen frente Antonio David y Olga uno de los momentos más difíciles de su larga y consolidada historia de amor, que, una vez, seguro saldrá reforzada de las complicaciones vividas.