A pesar de ser influencer, era la primera vez que Alejandra Rubio se enfrentaba a los nervios propios de un programa de televisión en directo y lo ha hecho como colaboradora estrella del debate de 'La isla de las tentaciones', el último reality de Telecinco y Cuatro.

A diferencia de muchos de sus compañeros entre los que se encontraban Lydia Lozano, el Padre Apeles, Ylenia Padilla, Suso o Sofía Suescun, la hija de Terelu Campos se ha mostrado de lo más cauta y discreta a la hora de expresar su opinión. La joven se ha limitado a dar su criterio sobre los concursantes y lo acontecido en el reality exclusivamente cuando Sandra Barneda le daba la palabra.

Artículo relacionado

Alejandra Rubio

La joven, que combina sus estudios de derecho con su trabajo como imagen de un popular local de la capital, ha explicado cómo actuaría ella en el caso de encontrarse en una situación similar a Fani, quien a pesar de tener novio, se ha sentido muy atraída por uno de sus compañeros: "Si hay una persona que realmente me gusta y me atrae y me gustaría darle un beso, ya no me gustaría mi pareja. Aguantaría por respeto y obviamente no estaría enamorada si me pasase eso. No haría lo que no me gustaría que me hiciesen y yo no podría ver esa situación en mi pareja", sentenciaba.

Además, se ha mostrado muy crítica con la concursante: "Creo que Fani es un poco egoísta, no puedes hacer lo que le pides a tu pareja que no haga. Está intentando que él quede mal para justificar lo que ella hace".

Alejandra ha estado correcta en este primer contacto con el mundo de la televisión y estamos seguros que con el paso de las semanas se irá soltando poco a poco.