Corría el año 2000 cuando la historia de la televisión cambiaba para siempre. ‘Gran Hermano’ llegaba a la vida de los españoles con Mercedes Millá a la cabeza. La mítica presentadora hablaba entonces de un “experimento sociológico” que finalmente se convertiría en uno de los grandes fenómenos de la televisión.

Artículo relacionado

Mucho ha cambiado la vida de aquellas 14 personas que cruzaron por primera vez las puertas de la casa de Guadalix. Entre ellos, Jorge Berrocal. Uno de los concursantes que más dio que hablar, apenas tenía 25 años cuando decidió dejar su carrera en el ejército para entrar en el ‘reality’.

The Black Pearl and the Málaga pirate.

Una publicación compartida de Jorge Berrocal Baltá (@jbbalta) el

De la casa se llevó una frase y el amor. Dentro de Guadalix conoció a María Jose Galera, con quien vivió un auténtico flechazo. Fue verse y tener claro que querían estar el uno con el otro. Sin embargo, poco más de un año después ya hacían vidas por separado. Su ruptura estuvo marcada por exclusivas y muchos reproches.

Junto al amor y los gritos que dio en su breve concurso -apenas 29 días duró dentro de la casa- su paso también será recordado siempre por una frase: “Quién me pone la pierna encima para que no levante cabeza”. Unas palabras que quedarían congeladas en el recuerdo colectivo y es que, aún hoy, sigue dando que hablar por ello.

Tras su paso por el programa y su posterior ruptura con muchos platós de por medio, Jorge supo rentabilizar su vida gracias a su participación en otros programas como ‘Crónicas marcianas’ o ‘Hotel Glam’. En el 2010 volvió a ‘El reencuentro’ con la intención de reconciliarse con su expareja, aunque ella lo dejó siete días después.

Una vida lejos de la televisión

El amor sí que le sonrió varios años después. En la actualidad, Jorge vive alejado del foco mediático en Málaga junto a María Soares. El exconcursante se casó en el año 2016 con la mujer, 13 años menor que él. Ambos se conocieron durante un rodaje y se dieron el ‘sí, quiero’ tras cinco felices años juntos.

“Perla negra de Cabo Verde que brillan en el mundo de hoy, aunque ella sea ante todo leonesa, del Valle de Laciana, y orgullosa de su fusión cultural”, describe a su mujer en una de las múltiples imágenes de ella que comparte, muchas con un alto contenido erótico.

En el plano profesional, Berrocal ha trabajado en las redes sociales. “Me gusta escribir y tengo que firmar con seudónimo”, aseguraba durante su visita hace años a ‘Sálvame Deluxe’. Además, es redactor de un portal de cómics y ha realizado un curso de auxiliar administrativo. Todo tras pasar casi 10 años lejos de la televisión.