Ha pasado casi un mes desde que acabó ‘Supervivientes 2022’, pero el concurso más extremo de la parrilla televisiva (a la espera del estreno de ‘Pesadilla en El Paraíso’) sigue dando de qué hablar. Uno de sus protagonistas ha sido Anuar Beno, que protagonizó una avivada polémica cuando trató de engañar a la organización para hacer fuego por primera vez. La trapa se conocía, pero ha sido ahora cuando el hermano de Asraf ha revelado cómo lo maquinó todo en una entrevista en Twitch, en el espacio Vaya vaina. "Me hicieron un juicio allí. Lara Álvarez estaba con el mazo y todo", explica ahora el acusado, que fue incriminado por Kiko Matamoros.

Artículo recomendado

'Pesadilla en el Paraíso' arranca motores: estos son los concursantes confirmados

'Pesadilla en el Paraíso' arranca motores: estos son los concursantes confirmados

Sus idas y venidas con el fuego llegaron a protagonizar un programa entero y, finalmente, le costó su expulsión de 'Supervivientes 2022'. Anuar es consciente de las consecuencias que tuvo este acontecimiento: "Soy el más odiado de la edición". El superviviente aprovechó esta ventana para explicar por qué hizo trampas. "Imaginaros que no tenéis nada que comer. Lleváis tres días comiendo solo arroz duro, como si fuesen kikos, y pescado crudo, y que lleváis tres días frotando los hilos de coco para conseguir fuego, pero de ahí no sale nada. Tres de mis compañeros cayeron malos y la organización, porque teníamos problemas con las picaduras, nos dijeron tenían un antimosquitos para darnos. Era una varilla de incienso y cuando la vi, até cabos", confiesa el concursante.

Sí, el trabajo duro no estaba dando los frutos que querían y la frustración y el hambre pasaron factura. Fue entonces cuando Anuar comenzó a gestar su hazaña. Animó a sus compañeros diciéndoles que ese día, si lo hacían bien, comerían caliente. "Hay que hacerlo bien porque tenemos cámaras delante. Tenemos que montar un show", dijo. Quería distraer al equipo de 'Supervivientes' para utilizar la vara de incienso que le habían dado. Anuar estaba dispuesto a simular que lo había conseguido de forma casual y con los medios, digamos, legales, pero la organización "obviamente" sospechó.

A falta de pruebas, buenos son juicos. O eso pensaron en 'Supervivientes 2022'. Dedicaron un programa a recopilar pruebas que pudieran incriminar a Anuar. "No voy a mentir demasiado por si me pillan no quedar tan mal, hasta que me di cuenta de que no tenían pruebas. Estaban preguntando demasiado", recuerda el superviviente. Anuar continuó su versión y su equipo le apoyó, enfrentándose a la otra agrupación. El veredicto fue severo. No le creían, pero tampoco tenían pruebas para incriminarle así que apagaron el fuego y Anuar tenía 24 horas para volver a encenderlo y demostrar así que sí que era capaz de encenderlo. "Y conseguí encenderlo legalmente", confiesa el que se ganara el apodo del 'rey del fuego'. Hasta que Kiko Matamoros se cambió de equipo y desveló el engaño.

Artículo recomendado

Kiko Matamoros destapa las trampas de Anuar Beno en 'Supervivientes 2022'

Kiko Matamoros destapa las trampas de Anuar Beno en 'Supervivientes 2022'

Anuar asumió el riesgo y le salió mal, pero, como él mismo dice, fue cuestión de supervivencia. Su redención llegó con el final del programa. "Ahí me abrí y se pudo ver que no tengo mal fondo", añadió. Anuar llegó al límite en su última semana. "Esto no lo había dicho nunca, pero en la semana que justo salí expulsado, le dije a un compañero: como me salve, meto el pie en la hoguera", desveló. Sin duda, 'Supervivientes 2022' es una experiencia que nunca olvidará.