¡Lo ha vuelto a hacer! Si hay algo que 'provoca' a Adara Molinero es que le digan que 'no' a algo. La ganadora de 'GH VIP 7' compartía hace algunas semanas un explosivo posado en bañador que quitaba el hipo durante sus románticas vacaciones en Ibiza junto a Rodri Fuertes.

La publicación que contó con más de 120.000 likes tuvo comentarios para todos los gustos. Desde seguidores que resaltaban la escultural figura de la madrileña a otros que tacharon el posado de "soez y vulgar". De las críticas ha hablado hoy a través de su perfil de Instagram y cómo respuesta nos ha regalado un nuevo retrato: "Hubo gente que se ofendió muchísimo por mi bikini blanco y tengo que remediarlo... Os traigo otro", ha dicho a modo de burla.

Artículo relacionado

La joven ha posado con un bañador muy similar al anterior aunque en esta ocasión de color negro. Se trata de una pieza con una forma muy original con enormes aberturas en los laterales que dan sensación de piernas infinitas y un sugerente y explosivo escote. Sin duda, un bañador apto solo para atrevidas. Esta vez ha cambiado el fondo de aguas cristalinas por la pared del baño de su casa. "¿Este mejor?", preguntaba Adara en tono jocoso.

Adara

Un año de cambios

Está a punto de celebrarse el primer aniversario desde la entrada de Adara a la casa de 'Gran Hermano', una oportunidad que ni por asomo pensó que le cambiaría la vida de esta manera. Aunque no se arrepiente de nada de lo que ha pasado durante estos meses, asegura que las consecuencias de sus decisiones le han llevado a madurar y a vivir la vida de una manera más relajada.

Actualmente, vive un romance desde hace algo más de dos meses con Rodri Fuertes, quien se convirtió en su gran apoyo tras su ruptura con Gianmarco, y a juzgar por las publicaciones que ambos comparten en redes sociales no pueden ser más felices. Eso sí, la joven va con pies de plomo y es que no quiere volver a sufrir.