Igual que es importante encontrar un look de invitada favorecedor, y en tendencia, también lo es acertar con nuestro peinado. La clave, además de encontrar una opción que siente bien a nuestro rostro, es que encaje con la estética. Y, aunque hay muchas opciones de peinados y recogidos con los que redondear tu estilismo, las versiones más sencillas suelen ser las favoritas de la mayoría. Y ha sido el Festival de Cannes una de las últimas confirmaciones de ello y la inspiración que necesitábamos ver. Empezando por Carlota Casiraghi, quien nos ha convencido por completo con su propuesta.

Artículo recomendado

10 perfumes fresquitos con olor a verano que gustan a todas y duran un montón

10 perfumes fresquitos con olor a verano que gustan a todas y duran un montón

La royal no solo acertaba con la elección de su vestido, también con su recogido. Una versión del clásico moño bajo, en clave pulida que es ideal para todas esas ocasiones especiales. Este tipo de peinado enmarca el rostro, y apuesta por ese cabello extra liso y de efecto agua, con un recogido bajo sencillo. El detalle especial de este es la raya a un lado, en forma de zig zag. Una manera diferente que peina la parte del flequillo con volumen.

Carlota Casiraghi
GTRES

Un tipo de peinado sofisticado y atemporal, que no resulta tan aburrido, y que arregla al instante. Es una de las mejores opciones para darle más protagonismo al maquillaje, ya que el rostro queda totalmente descubierto. Carlota en este caso, apuesta por un maquillaje luminoso muy natural, que redondea con unas sombras de ojos en tonos verde azulados, a juego con el vestido satinado. El resultado es perfecto para copiar en tu próximo look de invitada, y darle también peso a tu cabello dentro del look, creando ese efecto pulido perfecto para primavera y verano.

  • ¿Cómo crearlo?

Eduardo Sánchez, director de la Maisón Eduardo Sánchez nos explica cómo conseguirlo de forma sencilla paso a paso. “Primero se seca el cabello y se pasa la plancha, después, con la ayuda de un peina de púas finas se traza la raya del cabello en esa especie de zigzag y con un gel de peinado se va llevando todo el cabello hacia atrás hasta recogerlo en una coleta."

"Después se realiza el moño enrollando el cabello sobre sí mismo y se sujeta con unas horquillas de moño. Por último, para que el cabello se mantenga fijo, terminar con un spray de brillo o laca de fijación” añade.