Iñigo Onieva ha regresado a Madrid tras sus frenéticas vacaciones con sus amigos en Grecia y lo primero que ha hecho ha sido reencontrarse con su novia, Tamara Falcó. Un reencuentro con el que, de paso, ha zanjado las últimas polémicas que han vuelto a surgir respecto a su pareja y del que, OBVIO, ha querido dejar constancia en Instagram.

Artículo relacionado

Tamara Falcó ha disfrutado de unos días de retiro espiritual mientras que el empresario ha estado con su pandilla de amigos dándolo todo en Mykonos. A sus vacaciones por separado se suma una nueva polémica que ha sacado a la luz el periodista Miguel Frigenti en 'Sálvame', que ha asegurado que Iñigo Onieva tendría un perfil "activo" en una elitista aplicación para ligar. Del tema se ha hablado largo y tendido esta tarde en televisión, pero la pareja ha vuelto a acallar rumores haciendo oídos sordos y deleitándonos con una imagen de lo más íntima y relajada.

Tamara Falcó
INSTAGRAM @ionieva

"Chef in progress", ha escrito Iñigo Onieva junto a una instantánea de Tamara Falcó relajada junto a su perrita Jacinta tras la que parece una jornada de piscina y con un ordenador portátil sobre las piernas. Una imagen que dice mucho y es que la marquesa de Griñón aparece sonriendo y relajada mientras su novio le apoya en su camino para convertirse en una chef de prestigio.

No hay rumor ni polémica que tumbe la relación que están construyendo Tamara Falcó e Iñigo Onieva o así lo demuestra la pareja en las redes sociales cada vez que explota una bombita a su alrededor. El joven ha estado muy activo en Instagram durante todo el verano mientras que la hija de Isabel Preysler está desconectando y descansando tras su año más frenético y a puertas de retomar sus numerosos compromisos profesionales.