El estreno de su documental ha pillado a Tamara Falcó algo ocupada. La hija de Isabel Preysler se encuentra en Bosnia de peregrinación mientras el mundo entero puede disfrutar de su día a día en ‘La Marquesa’, el nuevo producto que ha protagonizado para Netflix. “He llorado, reído, cantado y evidentemente rezado”, escribe Tamara junto a algunas instantáneas tomadas durante sus días de recogimiento. Su novio, Íñigo Onieva, no le ha acompañado en esta ocasión. El empresario está de vacaciones con amigos en Turquía y el Líbano. Cada uno por su lado.

Artículo recomendado

Tamara Falcó tranquiliza ante su próxima operación: "No es nada grave"

Tamara Falcó tranquiliza ante su próxima operación: "No es nada grave"

“He tenido la suerte de que mi amiga Clara y mis súper amigos de la Macrofiesta del Rosario me han incluido en su peregrinación”. Tamara Falcó ha aprovechado el descanso de agosto para trasladarse hasta Bosnia. La socialité ha acudido al ‘Mladifest’, celebrado en Međugorje, un municipio situado en Bosnia. Toda una experiencia que Tamara ha querido compartir también con sus seguidores. “Para todos los que estéis leyendo esto es que La Vírgen os está invitando a venir… Es así como funciona”, escribe en sus redes sociales.

Tamara Falcó

Tamara Falcó comparte esta imagen de recogimiento durante su peregrinación en Bosnia

Instagram @tamara_falco

Sin Íñigo Onieva

Mientras Tamara Falcó se refugia en la fe y la oración, su novio, Íñigo Onieva, también se pierde el estreno del documental pero por un motivo algo más festivo. El empresario está viviendo unas vacaciones de ensueño recorriendo Turquía y el Líbano. Playa, yates, baños, comilonas, todo un festín donde no se ha perdido nada de nada. No es la primera vez que la pareja toma caminos por separado en sus días de descanso, sobre todo cuando es Tamara la que opta por algún plan relacionado con su fe y sus creencias.

Iñigo Onieva

Iñigo Onieva, de vacaciones en Turquía

Instagram @ionieva