Alejandro Reyes se convirtió en el segundo expulsado de 'Supervivientes 2020' hace más de dos semanas pero la crisis mundial a consecuencia del coronavirus le mantiene todavía en Honduras de ahí que no estuviera en la última gala del reality. El joven se encuentra instalado en un hotel donde ha recuperado la rutina en la medida de lo posible y ha recibido todas sus pertenencias a la espera de volver a España en cuanto sea posible.

Artículo relacionado

Muy preocupada por la situación, Ivonne Reyes compartía con todos sus seguidores el momento en el que pudo ponerse en contacto con su hijo a través de videollamada: "Lo prometido es deuda.... muy feliz, he podido conectar con mi hijo... gracias a la productora. Dios te bendiga mi vida... Te amo. Pronto juntos", ha escrito en su perfil de Instagram.

La actriz se ha mostrado muy emocionada al poder hablar, por fin, con su hijo, al que está deseando tener a su lado en estos momentos tan difíciles. Por su parte, Alejandro se mostró algo abatido al haber abandonado el concurso tan pronto: "Me siento bastante desubicado por la expulsión. Estoy mal, como si hubiese fallado, pero me voy con la cabeza muy alta", reconocía a Jorge Javier Vázquez.

Hay que recordar que el Gobierno de Honduras decretó el estado de alarma y cierre de fronteras el pasado 17 de marzo por miedo al impacto del coronavirus. Esta situación inaudita ha alterado la organización del programa y por lo que parece, de momento ni Alejandro ni el resto de concursantes expulsados, como Vicky Larraz, podrán volver a España.