Rocío Muñoz Morales ha sido elegida para ejercer de maestra de ceremonias de la 79º edición de la Mostra de Venecia, un paso muy importante en su carrera profesional. Aunque Rocío es española, ha sido en Italia donde ha alcanzado una gran popularidad y éxito.

Artículo recomendado

La reina Letizia cumple 50 años: su verdadera historia, por Pilar Eyre

La reina Letizia cumple 50 años: su verdadera historia, por Pilar Eyre

Con solo seis años, Rocío comenzó clases de danza, una pasión que convirtió en su profesión y la llevó a trabajar para Julio Iglesias o David Bustamante. En 2012 probó suerte en el mundo de la interpretación y se trasladó hasta Italia después de romper su relación con Álex Casademunt tras cinco años juntos. Eso la llevó a conocer al amor de su vida, el actor italiano Raoul Bova. Guapo oficial del cine italiano gracias a películas como 'Bajo el sol de la Toscana', ‘Perdona si te llamo amor’ y ‘Perdona pero quiero casarme contigo’. Juntos han sido padres de dos niñas, Luna y Alma, de seis y tres años, respectivamente. Y forman una de las parejas más aclamadas del país vecino.

Rocío Muñoz

Rocío Muñoz, la actriz española que amadrina la Mostra de Venecia

GTRES

Rocío ha protagonizado infinidad de novelas y películas en el país romano, pero si algo la consagró como una estrella fue cuando actuó de maestra de ceremonias en el Festival de San Remo junto a Carlos Conti en 2015. Consagrada actriz y presentadora, ahora la madrileña de 36 años será la encargada de presentar tanto la gala de apertura de la Mostra de Venecia, prevista para este mismo miércoles, como la de clausura, que será el próximo 10 de septiembre.

En su primera aparición pública en la ciudad de los canales, Rocío ha presumido de estilo con un vestido de gasa estampado en color azul turquesa que combinaba con un cinturón al tono. La española ha sido aclamada por todos los allí presentes mientras ella hacía gala de su cercanía y amabilidad.

Sus trabajos en España

Aunque donde realmente ha triunfado es en Italia, Rocío Muñoz también hizo sus pinitos en nuestra televisión. Durante cuatro años fue profesora del talent 'Mira quién baila'. Después cambió de registro y participó en ficciones como 'La pecera de Eva' o 'Ángel o Demonio'. En 2012 le llegó su primer papel como protagonista en la serie 'Todo es posible en el bajo', pero los datos de audiencia no le acompañaron y rápidamente fue cancelada. Finalmente, fue en 2018 cuando regresó a casa como copresentadora, junto a Roberto Leal, del programa 'Bailando con las estrellas' de TVE.