A lo largo y ancho del mapa no se escucha otro grito: "Invierno vete ya". Llegaba la primavera y, en consecuencia, todos apuntaba que se iban a producir las primeras visitas a la playa, las primeras fotos de pies sobre la arena y las carreras para coger la mejor mesa en las terracitas. Pero no, aún siguen cayendo copiosas nevadas en cotas bajas, el viento arrecia en las costas y el complemento de moda es el paraguas en muchos puntos de la península. La última que se ha quejado abiertamente del tiempo ha sido Toñi Moreno. Y es que la juguetona (y fastidiosa) meteorología ha dado al traste con muchos planes de primavera, no siempre tan ociosos como los que hemos enumerado. Es el caso de ese clásico de estas fechas, aunque hay quien lo arranca en enero, como propósito de Año Nuevo. Nos referimos a la 'operación biquini', que vuelve como El Almendro en Navidad, pero en formato hipocalórico.

Artículo relacionado

Harta de salir de casa con la esperanza de disfrutar de los rayos de sol, pero intuyendo que la sorpresa inesperada de este 2018 es que parece que el verano se va a retrasar (o peor, que no haya), la presentadora de 'Viva la vida' ha escrito en una 'story' de Instagram el siguiente mensaje: "¡Que alguien avise! Que si este año no va a haber verano... ¡paso del régimen!". Seguro que muchos se han sentido identificados con sus palabras, porque ¿para qué pasar hambre y concentrarse en esta clase de esfuerzos si no vas a poder lucir palmito en la playa? Definitivamente, lo mejor es sentirse a gusto con una misma, haya o no 'Operación biquini' de por medio; disfrutar de buenos hábitos, en la medida de lo posible (y de lo que nos permita el tiempo), al aire libre y, sobre todo, tomarse toda esta situación con humor, tal y como demuestra la presentadora de Telecinco.

Toñi Moreno