El pasado fin de semana, 'Socialité' desvelaba en exclusiva la idea de Kiko Matamoros y Marta López Álamo de darse el 'Sí, quiero' por la iglesia. Los planes de la pareja, que el próximo mes de marzo celebrarán su segundo aniversario juntos, pasan por casarse y, por que no, ampliar la familia aunque todo a su debido tiempo y es que su deseo es reunir a todos sus familiares y amigos en una gran fiesta.

Era el colaborador de 'Sálvame' quien confirmaba la información a su compañera María Patiño: "Esta sería mi primera boda religiosa y espero que lo sea. Marta quiere casarse por la iglesia y a mi no me importa", manifestaba a las puertas de la basílica pontificia de San Miguel, situada en el centro de Madrid.

Artículo relacionado

La novia es al única que hasta el momento no se había pronunciado. Marta López Álamo, que hace apenas unos días cumplía 24 años, es una mujer muy tradicional y sueña con el día de vestirse de blanco. Eso sí, falta un detalle muy importante y es que Kiko Matamoros todavía no ha hincado rodilla, un detalle muy importante para seguir adelante con los planes de boda. Aunque es poco dada a dar declaraciones a la prensa, la joven no dudaba en hablar de esta boda tan esperada. ¡Dale al PLAY!

Más felices que nunca, Kiko Matamoros y Marta López Álamo han demostrado la diferencia de edad jamás ha sido un obstáculo en su relación, todo lo contrario y no dudan en dedicarse preciosas declaraciones de amor públicas: "Estoy encantado de que se haya cruzado en mi vida, creo que he tenido una suerte tremenda. Espero y estoy convencido de que va a ser la mujer de mi vida y mi última mujer", sentenciaba el colaborador.