La llegada a Youtube de María Teresa Campos no solo ha supuesto una renovación de su audiencia y de los canales con los que hacía entretenimiento, sino, también, actualización de contenidos y de temas de conversación. La abuela de Alejandra Rubio ha aterrizado en 2020 con un programa de entrevistas a los personajes más virales y, tras invitar a Los Javis o a Toñi Moreno, ahora ha conseguido que hasta su impresionante casa se desplace David Broncano, adalid del nuevo talk show. Maestra y alumno en un ten con ten que ha sido histórico.

Artículo relacionado

Campos, que es una profesional de primera, se ha adaptado completamente al estilo de David, famoso por sus entrevistas distendidas y naturales que tienen como principal baza parecer unas cañas con unos colegas. Pues en ese plan ha estado María Teresa, que es capaz de marcarse una entrevista a El Consorcio de lo más políticamente correcta y, acto seguido, sacar su lado gamberro con el conductor de La Resistencia.

Además de dejar constancia de que entre ellos hay genuina amistad, puesto que mantienen el contacto a través de mensajes y están muy al día de la vida del otro, entrevistadora y entrevistado han dejado de lado su vergüenza para hablar de uno de los temas más recurrentes del espacio de Broncano: el sexo.

maria teresa campos

Malagueña y jienense han hablado sobre el punto G, el sexo tántrico o las relaciones íntimas llegadas en la madurez. María Teresa ha estado más desinhibida que nunca y no se ha cortado en absoluto a la hora de bromear con este tema. “Cuando llegas a una edad, el problema lo tienen ellos, que no se les pone…”, decía pícara, y David, aprovechando la oportunidad, tiraba del hilo para que la matriarca de las Campos contase sus experiencias, “si me pasara con un hombre, yo haría como que no me di cuenta, que eso no es lo importante”, contesto ella, dejando claro que la educación y hacer sentir bien a las personas es lo primero.

Artículo relacionado

Tras una conversación de esas características, Broncano y Campos pusieron la guinda con un bailecito de lo más sexy, como no podía ser de otro modo. Ambos presentadores se marcaron un perreo, ya antológico que, a buen seguro, pondrá envidiosas a Alejandra y Carmen. Y es que las nietas de la andaluza son grandes admiradoras del humorista.