Al Bano no perdona a Lydia Lozano desde que defendiera que Ylenia Carrisi, la hija de Al Bano y Romina Power desaparecida en Nueva Orleans, seguía viva. Esa información fue tan dolorosa para el cantante italiano como lo fue la trágica noticia de la desaparición de la joven Ylenia, con tan solo 23 años, en 1994. Lydia Lozano se hartó de pedirle perdón a Al Bano, pero este jamás aceptó sus disculpas. Con la presencia de Al Bano en el 'Deluxe' se le planteó a Lydia una difícil situación. ¿Sería capaz de enfrentarse cara a cara con el italiano? Lydia Lozano, hundida, dijo que no, aunque eso le costara el despido, aunque luego recapacitó y dijo que lo consultaría con la familia. Y así lo hizo.

Artículo recomendado

Al Bano, implacable en el 'Deluxe', no perdona a Lydia Lozano : "Es una buena actriz"

Al Bano, implacable en el 'Deluxe', no perdona a Lydia Lozano : "Es una buena actriz"

Al día siguiente de la intervención de Al Bano en el 'Deluxe', en el que volvió a cargar contra Lydia, la periodista desveló el motivo por el que finalmente no ocupó la silla que estaba reservada en el plató para ella. “No fui porque a mi madre le dio un parraque cuando le dje que iba a ir. Ella me dijo que no fuera”, explicó Lydia ante las cámaras de 'Socialité'.

Lydia Lozano

Lydia Lozano habló con 'Socialité' en directo a las puertas de su casa.

Telecinco

De nuevo, y entre lágrimas, Lydia agradeció a María Patiño la defensa que hizo de ella ante Al Bano y se lamentó de haber vuelto a ser protagonista sin pretenderlo. ”Ayer fui protagonista sin querer, durante más de la mitad de la entrevista estuvo mi foto detrás. Y quería decirle a mi compañero Kiko Matamoros, antes de que se vaya a Dubai con su novia, que no he ganado tanto dinero como él. Que estuve todo el rato presente en el plató y no me he llevado un euro”.

Más relajada, Lydia confesó que estaba feliz. “Anoche cuando vi cómo iba el tema, que Al Bano se iba a ver al papa y yo soy el diablo. Yo me he perdonado a mí misma y él que se vaya a ver al papa”. Para Lydia, el tema Al Bano está finiquitado. “No voy a hablar más del tema. Otra cosa quiero decirle a Kiko Matamoros, cuando me fui a Santo Domingo, fue para conseguir la información del tema, dice Kiko que volví con una bola más grande. No fue así, todo se manipuló”. Lydia ya no quiere llorar más por el cantante italiano. “Por Al Bano no siento nada. Él venía a hablar de Patricia Donoso, pero de quien habló fue de mí. Este señor me venía a fustigar”. Al Bano dijo que Lydia era una gran actriz, “de lágrima fácil” y lo que había hecho era inaceptable. “Mi madre, con el parraque que le dio cuando le dije que iba, con 93 años tambien es una gran actriz”, remató Lydia.