Laura Matamoros está exprimiendo al máximo su estancia en Barcelona. La hija de Kiko Matamoros ha viajado hasta allí por trabajo. Junto a su novio Benji Aparicio, han ampliado uno de sus negocios. Ahora la comida de su bar Noname se puede pedir a domicilio en la capital catalana. La ‘influencer’ ha querido comprobar de primera mano cómo ha comenzado a funcionar esta etapa del negocio familiar, y de paso ha aprovechado para hacer otras cosas en Barcelona. Dar paseos, estar en un hotel con todo tipo de comodidades o reunirse con amigas como Dulceida son algunos de los planes que ha llevado a cabo. Pero entre todos ellos ha destacado uno muy especial que aunque destaca por su romanticismo, ha hecho sin Benji Aparicio.

Artículo relacionado

Pese a lo romántico del plan, esta vez Laura Matamoros no ha acudido con su chico. La hija de Kiko Matamoros se ha relajado en uno de sus sitios favoritos de la ciudad. Se trata de un exclusivo spa al que ha ido en más ocasiones. Laura no ha querido volver a Madrid sin pasar por este sitio que desprende un aire muy romántico y que a priori puede parecer muy propio para parejas. Pero en esta ocasión ella ha acudido sola. Sin pareja, sin familia, sin amigos… No ha necesitado más compañía que la de sí misma para relajarse y ser feliz.

Laura Matamoros

Laura Matamoros habla de su experiencia en Barcelona.

Instagram @_lmflores

De esta forma, Laura Matamoros ha dado una lección de lo más valiosa al demostrar que sin compañía, también se pueden hacer este tipo de planes. La ‘influencer’ ha recomendado este sitio a sus seguidores para ir en pareja, pero ha aclarado que lo ha hecho porque “digo que es para ir en pareja porque era la única que no iba en pareja”. Pero ella necesitaba tiempo para cuidarse y no ha necesitado a nadie para llevarlo a cabo.