Aunque está intentado seguir con su rutina diaria, Laura Escanes no puede ocultar que está nerviosa ante su inminente entrada en quirófano. Hace solo unos días se sinceraba con sus seguidores sobre un pequeño problema de salud del que no quiso dar más detalles: "Es una intervención súper fácil y rápida, no es nada grave", contaba a la vez que admitía que si lo pensaba "me raya".

Artículo recomendado

Laura Escanes tiene la manicura francesa lila con destellos ideal para tus looks de invitada

Laura Escanes tiene la manicura francesa lila con destellos ideal para tus looks de invitada

Este miércoles, Laura Escanes volvía a elegir su perfil de Instagram y junto a una divertida imagen de su última escapada a Barcelona escribía una breve información con la que conseguía dar luz a su afección: "El viernes me hacen una colonoscopia", contaba sin dar más detalles al respecto. Una prueba que permite visualizar todo el intestino grueso y la parte final del intestino delgado, lo que deja entrever que la dolencia es de carácter intestinal.

Laura Escanes
Instargram @lauraescanes

Será de cara a finales del mes de febrero cuando Laura Escanes tenga que pasar por quirófano pero antes se tendrá que someter a varias pruebas para conocer con la mayor precisión el foco del problema. Una operación ambulatoria aparentemente rápida y cuya recuperación no la tendrá demasiado tiempo fuera de juego y donde contará con los mimos de Risto Mejide y su hija Roma, la mejor medicina.

El error que casi le abrasa la cara

Muy activa en redes sociales, Laura Escanes advertía a sus fans del error garrafal que casi acaba con su rostro "en llamas". A la hora de llevar a cabo su rutina de noche mezcló sin darse cuenta Retinol con vitamina C e inmediatamente su piel reaccionó a la combinación. Afortunadamente todo quedó en un susto y con una sencilla limpieza y mucha hidratación consiguió que recuperarse al completo.