Kiko Rivera ha vuelto a dar un mal ejemplo al volante. Solo hacía diez meses que había recuperado su carnet de conducir y ya ha vuelto a liarla. En esta ocasión, el hijo de Isabel Pantoja ha sido grabado al volante llevando unos auriculares puestos. Al DJ ya le quitaron el carnet en 2015 tras perder todos los puntos por cometer varias infracciones.

Artículo relacionado

Tras volver a pasar por la autoescuela, Kiko Rivera recuperó el permiso de conducir. Pero antes de hacerlo fue pillado al volante sin carnet. Ahora, el hijo de Isabel Pantoja se la vuelve a jugar. Con los auriculares Kiko Rivera trataba de evitar las preguntas de los periodistas que le esperaban a la salida de su casa. Sin embargo, cometió el gran error de ponerse al volante con ellos puestos.

La imprudencia podría costarle a Kiko hasta 200 euros de multa, además de tres puntos del carnet. El hijo de Isabel Pantoja va de escándalo en escándalo. Tras la polémica generada por su sonada ausencia en el bautizo del hijo de su hermana, ahora vuelve a convertirse en el centro de atención por su infracción.

Kiko Rivera esquivó la pregunta de por qué no había asistido al evento en el que el protagonista era su sobrino, ¿pero podrá evitar una posible multa por conducir con los auriculares puestos?