Kiko Matamoros está dispuesto a recuperar todo el tiempo perdido. Después de solucionar sus diferencias con sus hijos Diego y Laura, el colaborador de televisión se ha volcado en su faceta de abuelo. A Kiko no le podría gustar más hacer planes con Mati e intenta aprovechar todos los momentos libres que tiene para estar junto al pequeño, tal y como ha dejado claro su hija a través de las redes sociales.

Artículo relacionado

Este mismo jueves 25 de junio Laura Matamoros ha compartido una bonita instantánea en la sección de ‘stories’ de su cuenta de Instagram del reencuentro entre abuelo y nieto. Kiko Matamoros ha aprovechado que tiene las mañanas libres, ya que por la tarde tiene que acudir a ‘Sálvame’, para pasear con Matías. Una fotografía en la que se puede ver cómo el pequeño no se separa de su abuelo, a quien no duda en darle la manita.

Kiko Matamoros

No es la primera vez que Laura y Kiko Matamoros comparten imágenes en las que el colaborador de ‘Sálvame’ aparece junto a su nieto y, a juzgar por sus gestos, se le cae la baba con el pequeño. Él mismo confesaba hace meses que le gustaría entablar con su nieto esa relación tan estrecha y especial que lamentablemente nunca pudo tener con sus hijos.

Artículo relacionado

Es más, a principios de junio, Kiko Matamoros confesaba en las escaleras de las sensaciones en el programa ‘Viva la vida’ que la relación con su hija pequeña, Anita, no estaba pasando por su mejor momento. Muy sincero, el colaborador daba por perdida la reconciliación y resumía su vida con ella con unas emotivas palabras. “He sido feliz 18 años con ella. Me he sentido querida y ella espero que se haya sentido querida por mí”, confesaba entonces. Un dolor ante el que se ha refugiado en el cariño de su nieto Matías, con el que intenta pasar le máximo tiempo posible.