En 'El programa de AR'

Isabel Pantoja: sale a la luz el contrato de confidencialidad que le hizo firmar a Dulce Delapiedra

Desde el programa de Telecinco han desgranado las cláusulas que la exniñera habría violado y la razón por la que la tonadillera le reclama medio millón de euros

Isabel Pantoja Dulce Delapiedra
1 / 7

1 / 7

Dulce Delapiedra 02. Acuerdo de confidencialidad

2 / 7

Isabel Pantoja 06. Reclama medio millón de euros a Dulce

3 / 7

El programa de AR 05. Difusión de información

4 / 7

El programa de AR 02. Posición 'privilegiada' para obtener información

5 / 7

Dulce Delapiedra 03. La tabla de salvación de Dulce

6 / 7

El programa de AR 01. Idea de Julián Muñoz

Más Sobre...

Polémicas de famosos Cantantes famosos El programa de AR

27 de septiembre de 2018, 14:54 | Actualizado a

Desde 'El programa de AR' se ha tenido acceso al contrato de confidencialidad que Isabel Pantoja le hizo firmar a Dulce Delapiedra como condición inexcusable para formar parte de su equipo de servicio. Un acuerdo en el que han tenido que dejar su rúbrica todas las personas que trabajan y han trabajado para la tonadillera desde 2005, año en que se redactó, y que tantas veces habrían violado otros de sus exempleados, como Fosky (el chófer), Pepi Valladares, Laura Cuevas y, ahora debe demostrar que también lo ha hecho Dulce.

Su baza son las dos cláusulas principales que la Pantoja considera que Delapiedra se habría saltado en sus últimas intervenciones televisivas, y la razón por la que le reclama medio millón de euros, mediante demanda.

Según este contrato, Dulce se comprometía "a no revelar, difundir, publicar o contribuir a la publicación por terceras personas de cualquier dato de la vida privada, familiar o profesional" de la de 'Marinero de luces' y sus hijos. Asimismo, tampoco a "las relativas a la vida privada de cualesquiera de las personas que con ella conviven". Una cláusula que blindaría la privacidad de todo su entorno que está bajo el techo de Cantora.

Relacionado con esta noticia

Otra de las condiciones que habría transgredido la exniñera es el que hace referencia a "los datos o hechos relativos a la vida privada o profesional" de la cantante, sus hijos y el entorno de Cantora, de los que estaría al corriente "con motivo y en ocasión de la prestación de servicios como empleada de hogar y tienen el carácter de estrictamente confidenciales". "En caso de contravenir lo anteriormente expuesto, Dulce María Delapiedra asume la íntegra responsabilidad en relación con los daños y perjuicios que pudiera ocasionar", se expone en este acuerdo que, tal como han aclarado en el programa de Telecinco, es un "contrato tipo" del que habrían firmado Dulce y el resto de personas que trabajan y han trabajado con Isabel Pantoja.

Dulce, muy exaltada, amenazaba en 'Sábado Deluxe', "por Dios, que no me llegue una demanda porque yo no estoy diciendo nada. Simplemente estoy contestando a unas acusaciones muy graves que ha hecho". Cabe matizar que, según la explicación de la periodista Sandra Aladro, que "Dulce dejó de trabajar con Isa en 2014. Si, a partir de ese momento, sus revelaciones se acogieran a estos cuatro años o a la situación actual de Isa, quedarían fuera de ese acuerdo de confidencialidad".

Este tipo de acuerdos los introdujo Julián Muñoz en las relaciones laborales que la tonadillera establecía con sus asalariados, como han explicado en 'El programa de AR': "Estos contratos se hacen en el tiempo en el que Isabel Pantoja vive con Julián Muñoz en Marbella, en la casa de La Pera. Julián fue el que se encargó por aquella época en organizar toda la situación de los empleados. Su redacción fecha, más o menos, del año 2005".

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Más Sobre...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?