Tamara Falcó ha reaparecido en televisión ya convertida en marquesa de Griñón. Tras un proceso complicado que se ha alargado varios meses, la hija de Isabel Preysler ha podido conceder el mayor deseo de su padre, Carlos Falcó, fallecido el pasado mes de marzo a causa del coronavirus. Tamara Falcó ha ocupado su lugar en la tertulia de 'El Hormiguero' y ha dado la buenísima noticia a su jefe, Pablo Motos, y sus compañeros, Juan del Val, Cristina Pardo y Nuria Roca.

Artículo relacionado

"Soy semi marquesa, se ha publicado ya en el BOE y solo hace falta que lo pongan bonito y lo firme el rey", ha explicado Tamara Falcó. Pablo Motos le ha preguntado cómo deben dirigirse a ella ahora y la diseñdora, muy natural, ha respondido: "Yo pensaba que era excelentísima, pero dice mi madre que ella es ilustrísima. Excelentísima es ella, siempre ha habido clases".

Tamara Falcó
@tamara_falco

En un año duro de tristísimas pérdidas, en el que ha vivido la muerte de su padre, Carlos Falcó, de su cuñado, Jaime Carvajal, y de su tío Fernando Falcó; también ha sido una etapa en el que ha podido desprenderse del apellido "hija de...". Tamara Falcó se ha reafirmado como una de las 'influencer' más reputadas, estrella mediática y se ha enamorado.

Artículo relacionado

Responde a otra polémica

Tamara Falcó tuvo que responder la semana pasada a las acusaciones de haberse saltado el confinamiento hasta en dos ocasiones. La marquesa de Griñón reconoció que efectivamente se lo había saltado por desconocimiento pidiendo perdón por ello. Esta semana ha vuelto a ser señalada por lo mismo, pero esta vez, muy seria, ha querido zanjar la polémica: "Las redes sociales son un trabajo, tenía que desplazarme a hacer una foto. La otra vez lo reconocí y pedí perdón, pero ahora es llover sobre mojado y está todo justificado".