Abuso de poder de una jefa

El drama que Cristina Tárrega llevaba años callándose

La periodista concede a su íntima amiga Ana Rosa Quintana su entrevista más dura

1 / 8

1 / 8

Cristina tarrega 4. Su relato más duro

2 / 8

Cristina tarrega 3. Hasta ahora no se lo había dicho a su íntima amiga Ana Rosa

3 / 8

Cristina tarrega 1. "Me enfiló"

4 / 8

Cristina tarrega 2. Joaquín estába estremecido

5 / 8

Cristina tarrega. Le dio su dirección a un acosador

6 / 8

Cristina tarrega 6. Lo peor de todo

7 / 8

Cristina tarrega 5. No denunció

Más Sobre...

Periodistas famosos

8 de noviembre de 2017, 16:00 | Actualizado a

“Me va a costar contarlo porque nunca he dicho nada, ni a ti, Ana, y eso que a ella no le oculto nada”, decía Cristina Tárrega a Ana Rosa Quintana, a punto de arrancar su relato más duro y descorazonado. La periodista no ha querido mantener en silencio el drama que le tocó vivir cuando arrancaba su carrera en el mundo de la comunicación. Hoy, al fin, se ha visto con la fuerza suficiente como para denunciar aquello que le tocó vivir.

Relacionado con esta noticia

“Me pasó siendo muy jovencita y nunca lo he contado porque no me gusta dar pena. Pero sí que es de pena”. Tárrega aclaraba que la persona que había ejercido abuso de poder con ella había sido una mujer, un cargo superior en la empresa que la contrató por primera vez en Madrid. “Me enfiló desde el primer día. Era una especie de amor-odio. Se medía todo el rato conmigo. Cuando no hacía lo que ella me demandaba, me hacía la vida imposible. No me pudo despedir porque había un cargo por encima al suyo y mi trabajo me avalaba”. Joaquín ha querido saber entonces cuáles eran esas “demandas” que le hacía la personaba que abusaba de su situación de poder. “Me presionaba a todos los niveles. Tenía que ir a comer con ella, a su casa… ella no ejerció nunca la agresión física conmigo pero lo hizo de otra manera. Ella le dio la dirección de la que entonces era mi casa a un acosador. Estuvo detrás de mí mucho tiempo y le dio pistas para que el acosador fuera a por mi. Me hizo varias agresiones. Lo denuncié. Estuve 6 meses con policía mañana tarde y noche”, contaba estremecida.

Pero, sin duda, para ella lo más duro fue que sus compañeros actuasen como si no ocurriera nada. Se sentía completamente sola. Aún ahora, cuando lo recuerda, no puede evitar romperse y acabar llorando. “Tuve cuatro compañeros que miraron para otro lado para obtener un ascenso”, además, según ella “empujaron”.

“A ella no le paso nada. Yo podía haber hecho una denuncia, pero lo dejé en manos del destino. Cuando yo me fui de esa empresa, esa persona fue despedida”.

Noticias relacionadas

Te puede interesar...

Loading...

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de Lecturas?