El pasado 25 de marzo,Dani Rovira anunciaba a través de sus redes sociales que padece cáncer, en concreto, linfoma de Hodgkin. El actor aseguraba en el comunicado que "no tenía miedo" y que "no le faltaban las fuerzas ni ganas de salir airoso". La valentía y el buen humor con el que ha llevado esta situación es de admirar, se ha convertido en un gran ejemplo de lucha. Además, nos ha hecho partícipes de todos y cada uno de sus logros, como por ejemplo, ¡el fin de la quimioterapia después de cuatro intensos meses!

Eso sí, por precaución, los médicos le van a someter a 18 sesiones de radioterapia: "Los linfomas han desaparecido. A mediados de agosto, este mal sueño habrá acabado y podré retomar de nuevo la 'normalidad' si es que hay algo normal ya en este mundo", ha escrito en su perfil oficial de Instagram.

Artículo relacionado

Ahora ha compartido públicamente un vídeo impactante de la nueva fase del tratamiento al que está haciendo frente: "Ea, pues ya he tenido mi ratito distópico de cada mañana", ha escrito junto a un vídeo en el que aparece Dani metido en la máquina de radiación externa y seguido de su hashtag favorito #Siemprefuerte.

El aparato citado anteriormente se encarga de dirigir los rayos de alta energía desde fuera del cuerpo hacia el tumor.

El protagonista de 'Ocho apellidos vascos' ha vivido sus meses más duros pero la positividad con la que ha afrontado cada bache ha sido brillante.

Además, para dejar constancia del gran corazón que tiene, quiso aportar su granito de arena tras el fallecimiento de Álex Lequio y Pau Donés.

Rovira ha desvelado que el hijo de Ana Obregón le mandó un par de mensajes privados "llenos de cariños y buena energía": "No le conocía. Hoy leo que nos ha dejado y siento una extraña y enorme pena". También, quiso despedirse del vocalista de 'Jarabe de Palo', víctima de un cáncer, tras dos años retirado del panorama musical: "Gracias Pau por la emoción. Gracias por la lección. Venimos para cuatro días", le dedicaba, emocionado, tras visualizar el último videoclip del cantante.