La verdadera relación de Mary Donaldson y su suegra Margarita de Dinamarca: el apoyo de la reina

El anuncio de la abdicación de la reina Margarita ha puesto todas las miradas en Mary Donaldson, la que será la futura reina de los daneses

GTRES

Sergio Rapado

Periodista especializado en corazón y televisión

1 de enero de 2024, 21:01

Volver

El anuncio de la abdicación de la reina Margarita ha vuelto a poner las miradas sobre la Casa Real de Dinamarca. La veterana monarca dejará el trono el próximo día 14 de enero en favor de su hijo Federico. El príncipe subirá al trono pocas semanas después de su gran escándalo con Genoveva Casanova. Las fotografías que publicaba la revista Lecturas daban la vuelta al mundo y paralizaban momentáneamente estos planes de abdicación de la reina. 

Los escándalos han sacudido alguna que otra vez a la Casa Real danesa pero la reina Margarita (84 años) siempre ha sabido muy bien gestionar todo e incluso salir del paso airadamente. En esta ocasión lo volvía a hacer, apoyando como nunca antes lo había hecho a su nuera, Mary Donaldson. La reina se posicionaba del lado de la pareja y cerraba filas sobre el matrimonio. No en vano, van a ser ahora los reyes de Dinamarca.

La relación de Mary Donaldson con la reina Margarita

La reina Margarita se había convertido en un hueso duro para Federico y sobre todo en aquello relacionado con sus relaciones sentimentales. Son varios los escándalos que vieron la luz en la etapa más juvenil de Federico, donde su madre demostraba el desagrado por la gran mayoría de sus conquistas. Sin embargo, con Mary todo pareció dar un giro radical y desde el primer momento hubo buenos gestos, al menos de lo que ha salido a la luz.

La australiana dejó su país natal y toda su vida para mudarse de continente y aterrizar en el país nórdico. Sin embargo, encajó muy bien en el seno de la Familia Real e incluso la propia Margarita le quiso dedicar en su boda unas preciosas palabras que ponían de manifiesto esta buena sintonía. “Te hemos conocido y hemos visto cómo tu mente brillante en todas tus actividades. Con calidez y dignidad nos has recibido, tu nueva familia y todos tus nuevos compatriotas. También inspiras confianza”, expresaba en el año 2004.

Tras este mensaje en el que se dirigía directamente a su por aquel entonces futura nuera, aprovechaba para dedicarle también unas palabras al padre de Mary. “A medida que la hemos conocido, la hemos llegado a querer y admirar. Posee una gran fuerza interior e irradia una calma y una calidez que genera confianza. Ahora está mostrando el coraje de poner su futuro en Dinamarca. Que siempre seamos dignos de su confianza”, decía. Así, dejaba claro que estaba muy contenta con la elección que había hecho su hijo como futura reina de su país.

La reina Margarita, el apoyo a Mary Donaldson

En la mayoría de actos públicos que han hecho a lo largo de la historia siempre se ha apreciado el mismo sentimiento de unión entre ellas. De hecho, con la publicación de las fotografías del príncipe Federico y la ex de Cayetano Martínez de Irujo en la que aparecen paseando juntos por Madrid también quiso mostrarle su apoyo de alguna manera al emitir un comunicado oficial sobre el asunto.

“Mantenemos una política desde hace años de no comentar ni confirmar cualquier detalle relacionado con asuntos privados. Además, nos gustaría enfatizar nuestro compromiso de respetar la privacidad de los miembros de la Familia Real, incluido el Príncipe Heredero”, decía el comunicado de la Casa Real de Dinamarca. En el mismo dejan patente el deseo de no confirmar nada sobre el asunto haciendo alusión a la privacidad de los miembros de la realeza. Sin embargo, se puede entender también como un gesto de protección hacia su nuera para no estar en el foco mediático suscitado.

Los gestos reveladores de Mary de Dinamarca

La mujer de Federico de Dinamarca es consciente de que en la actualidad se encuentra en el centro de mira y que cada gesto y cada detalle por su parte va a ser analizado al milímetro. Después de la publicación de las fotografías se podía apreciar cierta tensión en su rostro en la cena de despedida del viaje de Estado de Felipe y Letizia en la que también estuvieron presentes los monarcas españoles.

El primer gesto tuvo lugar en la famosa cena, justo minutos después de que la noticia saltase por los aires. Mary llevaba su colgante con la letra F, de Federico. La futura reina no se quitó el colgante en ningún momento, estando totalmente visible como síntoma de querer mandar un mensaje oculto con el que seguía confiando en su matrimonio a pesar de todo.

El segundo gesto que no pasó desapercibido para los presentes y los fotógrafos que acudieron a la cena fue el de no parar de tocarse su alianza de boda. En todo momento posaba con los dedos agarrados a su anillo, un gesto que demostraba el nerviosismo que sentía por todo lo que estaba aconteciendo, además de verse también como un síntoma de la repercusión que habían tenido las imágenes.

Rechazar y suscribirse

Si quieres actualizar tus preferencias de consentimiento haz click en el siguiente enlace