Como era de esperar, el príncipe Harry y Meghan Markle lanzan alguna que otra pullita a la familia real británica en su serie documental de Netflix. En el segundo capítulo de este proyecto que ya está disponible en la plataforma, los duques de Sussex se remontan a momentos como su pedida de mano, el primer encuentro entre Meghan y Kate Middleton, o la ocasión en la que la actriz conoció a Isabel II. Meghan Markle ha recordado cómo estos momentos marcaron su llegada a la institución. Un aterrizaje que no fue nada fácil y en el que ya se percató de cómo podía acabar la cosa. Algo que ha dejado claro con una frase demoledora sobre las sensaciones que tuvo al sentir que no encajaba.

Artículo recomendado

Harry y Meghan dan un paso al frente con Archie en la serie de Netflix: sale en imágenes y se escucha su voz

Meghan, Harry, Archie y Lilibet

El primer encuentro de Meghan Markle y Kate Middleton

Meghan Markle ha relatado cómo fue consciente de que pertenecer a la familia real británica implicaba cambiar de modo de vida no solo a nivel público. La mujer del príncipe Harry lo ha explicado al revelar cómo fue su primera vez junto a Kate Middleton. Meghan ha comentado que al llegar sin mucha idea de cómo funcionaban las cosas, “pude ser yo misma sin tanta preparación. Incluso cuando Guillermo y Catalina vinieron a casa y la conocí por primera vez, yo llevaba vaqueros rotos e iba descalza”. De esta forma, Meghan iba relajada a este primer encuentro con sus cuñados.

kate middleton y meghan markle
Gtres

Pero esto cambió al percatarse de que “yo soy muy de abrazos y no sabía que eso era raro para muchos británicos. Entendí rápido que la formalidad exterior se trasladaba al interior. Parecía que había una forma de ser hacia afuera pero que luego cerrabas la puerta y uf qué bien, ya podemos relajarnos. Pero esa formalidad va por dentro y me sorprendió”. Con esto ha hecho referencia a cómo se dio cuenta de la frialdad que se respiraba en el ambiente, incluso en encuentros privados como ese que tuvo con el príncipe Guillermo y Kate Middleton.

El primer encuentro de Meghan Markle e Isabel II

Sobre lo que también han hablado Meghan y Harry en la serie documental de Netflix ha sido sobre la primera vez que la actriz se vio las caras con Isabel II. El duque de Sussex ha recordado que “Meghan no tenía ni idea de en qué consistía todo aquello así que fue un pequeño shock para ella”. Por su parte, ella ha relatado que “fue surrealista, no fue un gran momento en plan ahora vas a conocer a mi abuela. Lo supe unos minutos antes. Íbamos en el coche y me dijo Enrique, ¿sabes hacer una reverencia no? Pensé que era broma. Cuando se fue, Eugenia y Jack y Fergie me dijeron, lo has hecho genial”. Algo con lo que ella quedó contenta, aunque después todo cambió.

Meghan Markle Isabel II

La reina Isabel II y Meghan Markle en un acto juntas en abril de 2018

GTRES

Las primeras impresiones de la familia real sobre Meghan Markle

El príncipe Harry ha comentado sobre las primeras impresiones de la familia real sobre Meghan Markle que “cuando mi familia la conoció, se quedó impresionada. Creo que se llevaron una sorpresa. Igual les sorprendió que ligara con una mujer guapa e inteligente. Pero lo de que fuera actriz fue lo que les condicionó al principio”. Sobre esto se ha pronunciado también Meghan Markle, y ha reiterado que “lo de que fuera actriz fue el mayor problema. Hay una idea generalizada de lo que es eso para los británicos”.

La frase demoledora de Meghan Markle sobre sus sensaciones

Pese a esto, ella estuvo dispuesta a darlo todo y dio el paso al frente de comprometerse con el príncipe Harry. Meghan Markle ha contado que “en aquel momento yo seguía creyendo lo que me decían. Que ya pasará, todo irá mejor, es lo que hacen al principio. La promesa de que una vez que estés casada, todo mejorará. Cuando te acostumbres, todo irá mejor. Pero la verdad, por mucho que lo intentase y buena que fuera, no importaba lo que hiciera”. Algo que ha rematado con una frase demoledora: “Encontrarían la manera de acabar conmigo”.