La reina Isabel II está haciendo frente a sus Navidades más complicadas. Tras cancelar el almuerzo que había organizado con todos sus seres queridos y suspender las celebraciones navideñas en Sandringham, la soberana ha recibido un nuevo varapalo: el positivo del marido de la princesa Ana, Sir Timothy Laurence, lo que obliga a la pareja a pasar las fiesta aislados.

Artículo recomendado

Isabel II suspende la Navidad en Sandringham y pasará las fiestas en el castillo de Windsor

Isabel II suspende la Navidad en Sandringham y pasará las fiestas en el castillo de Windsor

Siguiendo las recomendaciones del Gobierno británico, la princesa Ana y su marido tendrán que pasar una cuarentena de diez días aislados en su casa de Gloucestershire. Por ello, la reina Isabel II no podrá disfrutar de la compañía de su hija en unas fiestas muy dolorosas, ya que serán las primeras que pase sin su marido, el duque de Edimburgo, quien falleció el pasado 9 de abril a los 99 años de edad.

 Isabel II

La reina Isabel II, durante su tradicional discurso de Navidad en el 2020

GTRES

Eso sí, la reina Isabel II no estará sola. Poco después de que se conociera el positivo del marido de la princesa Ana, Clarence House ha confirmado que el príncipe Carlos y Camilla de Cornualles pasarán la Navidad junto a la soberana en el castillo de Windsor. Así, el heredero al trono y su mujer acompañarán a la monarca en el día de Navidad, que será muy diferente a las grandes fiestas que ha organizado otros años.

Por segundo año consecutivo, Isabel II no viajará hasta su residencia de Sandringham, situada en Norfolk, donde tradicionalmente pasa estas fiestas junto al resto de su familia, sino que se quedará en el castillo de Windsor, su residencia actual, en donde recibirá la visita de sus seres queridos ya que, además de la presencia del príncipe Carlos y Camilla de Cornualles, la prensa británica también baraja la posibilidad de que acudan el príncipe Andrés y su exmujer, Sara Ferguson, o los condes de Wessex.

Artículo recomendado

La reina Isabel II busca un jardinero para el castillo de Windsor por casi 23.000 euros anuales

La reina Isabel II busca un jardinero para el castillo de Windsor por casi 23.000 euros anuales

Este año, además, Isabel II tendrá que hacer frente a la triste ausencia del duque de Edimburgo, lo que hará que las fiestas sean todavía más dolorosas para ella porque, además de no desplazarse hasta el lugar en el que ha celebrado la Navidad durante 30 años, las vivirá sin la presencia de su marido. Una ausencia que seguro marca estos días para la monarca.