Si hay un complemento importante en las familias reales europeas ese es la tiara. Se trata de piezas exclusivas que solo algunas privilegiadas pueden lucir. Son un símbolo de poder, que solo se utiliza en ocasiones muy especiales. Algunas además cuentan con una tradición familiar que a veces se regalan de generación en generación, convirtiéndose en uno de los presentes más especiales que pueden recibir las mujeres de las coronas europeas. Son una forma de marcar la jerarquía dentro de la familia. Lo normal es que los reyes decidan que sean las que un día serán reinas o consortes del rey las que las lleven. Pero también otras princesas, duquesas e infantas las han llevado a lo largo de la historia. De ahí que en Reino Unido ya se haya abierto el debate de cuándo lucirá Charlotte de Cambridge su primera tiara.

Artículo relacionado

A su madre Kate Middleton ya le hemos visto en más de una ocasión con alguna de lo más exclusiva. Pero mientras que la duquesa de Cambridge será reina consorte algún día,su hija en principio solo será princesa ya que será su hermano George el que reine. De ahí que todo apunte a que la primera vez que Charlotte lleve tiara sea el día de su boda. Así ha ocurrido con otras mujeres de la familia como Meghan Markle, Eugenia de York o Beatriz de York. Incluso Kate Middleton la lució por primera vez el día se su enlace, aunque ella marca la diferencia porque ya la ha llevado en más ocasiones que las demás. Teniendo en cuenta esta línea royal, es muy probable que con la infanta Sofía suceda lo mismo.

Charlotte de Cambridge

Aunque la heredera al trono es su hermana Leonor, ella también podrá llevar tiara algún día si desde la familia real así lo deciden. Y lo normal es que la primera vez que la lleve sea el día de su enlace. Sus tías Elena y Cristina, pese a no ser herederas, las han lucido en varias ocasiones siendo las hermanas del futuro rey. Al igual que con la infanta Sofía, es probable que con el resto de royals europeas de su generación pase igual.