Aunque lo normal sea verla junto a los miembros que forman parte del palacio de Buckingham, Kate Middleton también está muy unida a su propia familia. La duquesa de Cambridge intenta pasar el mayor tiempo posible con sus dos hermanos y sus padres, Carole y Michael Middleton. Algo que ha dejado muy claro durante su última aparición pública.

Artículo recomendado

Kate Middleton sorprende como fotógrafa de excepción de Camilla Parker en su última portada

Kate Middleton sorprende como fotógrafa de excepción de Camilla Parker en su última portada

Kate Middleton aprovechó este pasado martes 5 de julio para acudir a uno de sus actos favoritos: el torneo de Wimbledon. Junto al príncipe Guillermo, la duquesa de Cambridge pudo disfrutar del partido del tenista Djokovic, en el que también estaban presentes sus padres.

Aunque no se sentaron juntos, Kate Middleton coincidió con Carole y Michael en las gradas y no dudó en tener un cariñoso gesto con ellos desde la distancia. En una imagen poco habitual dentro de la familia real británica, la duquesa de Cambridge lanzó unos cuantos besos a sus padres a lo lejos. En concreto, la mujer del príncipe Guillermo los miró y no dudó en llevarse las manos a la boca para saludarles con una amplia sonrisa.

Una imagen nada habitual dentro de la familia real británica que Kate ha protagonizado en un espacio en el que se siente muy segura. La duquesa de Cambridge siempre se convierte en la protagonista de icónicas fotografías cuando se encuentra en la pista central, donde se muestra muy cómoda. Así, ayer además de mandar besos a tus padres, también gesticuló mucho con el príncipe Guillermo, con quien parecía comentar cada uno de los puntos.

Artículo recomendado

Kate Middleton deslumbra en Wimbledon con un vestido azul de lunares al alcance de pocos bolsillos

Kate Middleton deslumbra en Wimbledon con un vestido azul de lunares al alcance de pocos bolsillos

Cabe recordar que Kate Middleton es una gran amante del tenis, deporte que practica con asiduidad y no se ha perdido ningún año Wimbledon. Una afición que ha heredado de sus padres, quienes también son unos habituales en el torneo. De hecho, Carole Middleton ha acudido a más de un partido durante este campeonato.