Tras unos meses con un dolor insoportable en uno de sus pechos, Aurah Ruiz decidía pasar por el quirófano con carácter de urgencia el pasado 19 de diciembre. Los implantes mamarios de la exconcursante de ‘Gran Hermano VIP 6’ estaban muy desgastados y los médicos se temieron lo peor. No obstante, la operación fue todo un éxito y, aunque tuvo que hacer frente a un complicado postoperatorio, la canaria está encantada con el resultado.

Artículo relacionado

Más sincera que nunca, Aurah ha querido contestar a todas las dudas que sus seguidores tienen sobre su segunda operaciones de pecho meses después de que esta tuviera lugar. Desde su casa en Gran Canaria, donde se encuentra confinada junto a su hijo Nyan, la exconcursante de ‘Gran Hermano VIP 6’ ha explicado los cambios que ha traído este paso por el quirófano en su vida.

“Me operé porque la prótesis estaba bastante deteriorada y tenía que cambiármela. Aparte de eso, esas prótesis fueron descatalogadas del mercado porque dieron cáncer de pecho en las mujeres que las llevaban”, ha comenzado a explicar Aurah. Una decisión con la que no podría estar más contenta: “He notado muchísimo el cambio, tanto de peso como de nivel de altura. Lo más interesante es el dolor, que ya no está. Tenía que haberlo hecho un año antes”.

Aurah Ruiz

Sin embargo, no todo han sido buenos momentos. La exconcursante de ‘GH’ ha reconocido que ha perdido mucha sensibilidad en el pecho. Además, el postoperatorio fue complicado: “Al principio se me puso feo, pensé que se había muerto el pezón”. Eso sí, con el paso de las semanas todo ha ido mejorando.

Aurah, además, ha pasado de no utilizar nunca sujetador a no separarse de él por prescripción médica. “La primera vez que me operé me dijo el cirujano: ‘Aurah, es mejor que utilices sujetadores sin aro’. Pues yo pasaba horas y horas sin sujetador”, ha explicado. Una vez aprendida la lección lo tiene claro: “Duermo y vivo con el sujetado pegado en mi piel”.

Artículo relacionado

Por último, Aurah ha desvelado dos de las preguntas que más le hacen en redes sociales: cuánto pecho tiene y lo que le costaron. La canaria lleva 400 centímetros cúbicos en cada pecho por encima del músculo. Además, tiene prótesis extra altas. “Yo siempre he evitado decirlo por el simple hecho que les aconsejo que un cirujano les diga cuánto tienen que llevar”, ha asegurado. Con respecto al precio, su segunda operación estuvo “entre los 5.000 y los 6.000 euros con todo”. Eso sí, ha comentado que le podría haber salido más cara porque tiene unas prótesis bastante especiales, que no le cobraron como tal.