La separación de Amelia Bono y Manuel Martos fue uno de los más sorprendentes del 2021. Tal y como ellos avanzaron, su amor seguiría siendo "igual de importante, igual de bonito, igual de grande, pero diferente", unas declaraciones que dejaban patente la buena relación que pese a la ruptura tenían.

A lo largo de estos meses, el exmatrimonio no se ha escondido y les hemos podido ver juntos en diferentes momentos como el cumpleaños de la influencer pero este fin de semana iban más allá y hacían las maletas para poner rumbo a Baqueira Beret junto a sus cuatro hijos Jorge, Manuel, Gonzalo y Jaime: "Un descanso para seguir dándolo todo", escribía Amelia Bono a través de su perfil de Instagram.

Artículo recomendado

Amelia Bono tiene los pantalones de cuero que mejor sientan y sabe cómo combinarlos

Amelia Bono tiene los pantalones de cuero que mejor sientan y sabe cómo combinarlos
Amelia Bono
Instagram @ameliabono

Aunque ambos se han cuidado mucho de no compartir imágenes juntos, su actividad en redes sociales les ha destapado. Manuel y Amelia no han estado solos y es que además de sus hijos se han acompañado de unos amigos. "Desconexión. Familia. Lo que de verdad importa", publicaba el hijo de Raphael junto a una imagen completamente equipado ante la inmensidad del Pirineo catalán.

Artículo recomendado

Amelia Bono ficha el body de terciopelo de Zara que te solucionará cualquier look festivo

Amelia Bono ficha el body de terciopelo de Zara que te solucionará cualquier look festivo

Muy activa en redes sociales Amelia compartía con sus seguidores algunos de los planes que han disfrutado durante estos días de nieve. Nada como una cena ante la chimenea después de una larga jornada de esquí: "¡Felicidad absoluta!", exclamaba.

Manuel Martos

Manuel Martos en Baqueira Beret

Instagram @manuelmartos78

De alguna manera, la influencer está siguiendo los pasos de sus padres que rompieron su matrimonio después de más de tres décadas juntos pero siempre se mostraron unidos en los momentos clave para la vida de sus hijos.

Tras su ruptura con Manuel, Amelia se ilusionó con Fernando Ligués aunque finalmente lo suyo no fue a más y rompían tras varios meses juntos. La hija de José Bono ha estrenado el año al lado de su todavía marido y a juzgar por sus palabras no puede estar más feliz.