Almudena Cid ha sido una de las embajadoras del 30 aniversario de la firma Mary Kay. Poco a poco, la gimnasta y ahora actriz va resurgiendo tras su ruptura con Christian Gálvez. Para ella, los últimos meses han sido de dolor, cambios, decepción y desánimo. Pero por fin puede presumir de que va recuperando la ilusión por todo lo que está por venir. Así nos lo ha hecho saber en la conversación que ‘Lecturas’ ha mantenido con ella. Y si algo ha dejado claro, es que ahora lo que quiere es centrarse en sí misma.

Artículo recomendado

Almudena Cid nos abre las puertas, por primera vez, de su nuevo loft en el sur de Madrid

Almudena Cid nos abre las puertas, por primera vez, de su nuevo loft en el sur de Madrid

Con total sinceridad, nos ha comentado que no siente rencor ni enfado hacia nadie. De esta forma vive mucho más tranquila. Algo que Almudena Cid ha explicado al decir que “no soy una persona con ira, soy una persona muy empática, quizás por eso entiendo las cosas”. Una actitud que le sirve para poder centrarse en sus propios cuidados, que ahora es lo más importante. La exmujer de Christian Gálvez nos ha dicho que “me estoy enamorando de mí. Estoy en un momento en el que necesito entrar en los rinconcitos míos donde no había estado. Estoy centrada en escucharme y en entender que tengo que sostener la soledad, porque me toca sostenerla”.

Almudena Cid
Gtres

De hecho, este proceso está siendo tan importante para ella que prefiere no pensar en rehacer su vida amorosa. “Son muchos años conviviendo con alguien y me he planteado estar un tiempo sola, sin nada, sin contacto físico. Tengo que saber estar conmigo". Sobre el aprendizaje que está sacando de una de las situaciones más difíciles de su vida personal, ha comentado que “tengo como dos Almudenas, una me dice que busque el contacto físico y otra me dice que solo me necesito a mí misma. Tengo esta idea de que tengo que estar unos meses tranquila; cuando tenga esta necesidad de contacto, frenarlo y decir que primero tengo que conocerme y escucharme bien”.