En el amor hay hueco para todo el mundo (véase el refrán 'siempre hay un roto para un descosido'), y reflejo de eso es 'First Dates'. Como cada noche, una decena de personas se acercó al restaurante capitaneado por Carlos Sobera en busca del amor, entre ellos, uno guerrero de lucha libre. Frantxu entró customizado con un cinturón y una máscara, y al grito de "lucha, lucha, lucha". La primera impresión de Mariví, como es previsible, no fue muy buena.

Artículo recomendado

Una comensal de 'First Dates' se enfrenta a la primera cita de su vida

Una comensal de 'First Dates' se enfrenta a la primera cita de su vida

"Yo me quería morir. He pensado: 'Tierra, trágame'. Me voy de aquí", confesó Mariví. Acudió a 'First Dates' para buscar pareja, tarea que no le está resultando nada fácil. "Creo que estoy soltera por mi genio, que tengo mucho, y asusto a los hombres. Quiero una relación con un amigo, un amante... Lo quiero todo. Me gustaría que mi cita fuera pasional y cariñoso", dijo a Carlos Sobera mientras esperaban en la barra de 'First Dates'; no pudo imaginarse lo que estaba por llegar.

First Dates

Frantxu se disfraza de guerrero para su cita

Cuatro

Frantxu intentó que Mariví se llevara una primera impresión de él acorde a cómo realmente es. Sin embargo, esta idea que no resultó como esperaba porque su cita tuvo, y cito textualmente, "ganas de morirse". No podía creer lo que le estaba sucediendo. Carlos Sobera intentó calmar la situación. Bromeó con la posibilidad de llamar a un médico y que trajera “un desfibrilador” para sacar a Mariví del estado de shock.

Artículo recomendado

'First Dates': Daniele tira su copa al descubrir el 'don' de su pareja

'First Dates': Daniele tira su copa al descubrir el 'don' de su pareja

Además, la comensal se llevó otro susto cuando Frantxu se ha quitado la máscara porque tampoco le ha gustado lo que ha visto. "Cuando se ha quitado la máscara, tampoco me ha gustado físicamente. Un poquito más alto que yo, pero muy poca cosa para mí, que yo soy muy grande. No me ha gustado nada", reconoció a cámara. Solo han tenido en común la colocación del rollo de papel higiénico, el resto de la cena Mariví ha estado deseando que pasara el tiempo lo antes posible y salir corriendo de allí.