Estaba muy emocionada. Toñi Moreno celebraba su cumpleaños en uno de los mejores momentos. A nivel profesional, la presentadora se encuentra muy asentada en Mediaset, conduciendo con éxito el programa Viva la vida. También a nivel personal, muy tranquila y relajada y con la ilusión de convertirse en madre -así lo ha asegurado en varias ocasiones-. Lo que no imaginaba era que sus amigos iban a organizarle un fiestón por todo lo alto. Incluso con un estreno inesperado: ¡su propio merchandising!

Artículo relacionado

Cada fin de semana podemos verla en Viva la vida, el programa que vino a sustituir a ¡Qué tiempo tan feliz! y que, desde entonces, ha ido ganando terreno y simpatías de la audiencia. Toñi Moreno se encuentra en un momento muy especial. La propia presentadora se ha sincerado sobre ello en varias ocasiones. El trabajo le sonríe, también la felicidad y se le nota. ¡Qué bien se lo pasa! Basta con echar un vistazo a sus redes sociales para ver que no para quieta ni un segundo.

Fue ahí precisamente donde pudimos comprobar la enorme sorpresa que se llevó Toñi con motivo de su cumpleaños. La presentadora se reunía con sus amigos para celebrar los 45 años que acaba de cumplir y, de repente, se quedaba muda. Le habían organizado un fiestón de los que hacen historias. Globos, una escultura con su nombre como centro de mesa y, oh, ¡su propio merchandising! Los 'toñilibers' pueden estar de enhorabuena.

Los amigos de la presentadora habían hecho chapas con su cara, imanes de nevera y unos panfletitos con sus fotos. Ojalá Moreno se anima y los comercialice. Seguro que a todos sus seguidores les encantaría tenerlos como recuerdo. ¡O que los reparta entre el público de Viva la vida! Esto no lo tienen todos los famosos...