Si algo define a Tamara Gorro es la sinceridad con la que habla con sus seguidores. La influencer ha encontrado en su 'familia virtual' un grupo de amigos con los que desahogarse y con quien compartir día a día los detalles de su vida personal y profesional. Este domingo, la colaboradora de televisión publicaba una imagen de su pie hinchado y preocupaba a sus fans.

Artículo recomendado

Tamara Gorro muestra su cuerpo sin filtros tras su operación: "Me valoro y me quiero"

Tamara Gorro muestra su cuerpo sin filtros tras su operación: "Me valoro y me quiero"

"Al final terminé aquí… Mi pie parece una salchicha", escribía con evidente sentido del humor desde las urgencias del hospital. Ante la insistencia de sus seguidores, Tamara Gorro no dudaba en dar detalles sobre el suceso que le había llevado a esta situación. A sus 34 años recién cumplidos, la madrileña padece principio de artrosis: "Mi abuelo lo tiene. Me ha dicho el doctor que absoluto reposo", aunque parece que por la ardua actividad diaria de la joven parece prácticamente imposible.

Tamara Gorro

Tamara Gorro preocupa a sus seguidores desde el hospital

Instagram @tamaragorro

"No puedo apoyar el pie, tengo que ir con muleta hasta que el dolor remita solo. Me harán una resonancia para ver donde está focalizado el problema. Tengo un dolor horrible pero estoy bien". Tal y como ella misma ha manifestado a través de Instagram, en los próximos días tendrá que usar un calzado cómodo e intentar no apoyar el pie.

Esta misma mañana, Tamara Gorro daba el último parte de su estado de salud y admitía que seguía con mucho dolor, achaque que irá remitiendo gracias al reposo y la medicación pertinente. A pesar de este nuevo bache, la influencer ha sacado a relucir su cara más optimista y es que no hay nada que la haga perder la sonrisa.

Fue el pasado mes de noviembre cuando la colaboradora tuvo que pasar por quirófano de urgencia para ser intervenida de un tumor, afortunadamente, benigno. Un susto que le valió para sacar una conclusión: "Me acepto, me gusto, me valoro y me quiero". Una vez más, el ánimo será la mejor medicina para recuperarse lo más pronto posible.