A punto de celebrar su segundo aniversario juntos, Tamara Falcó sigue revelando detalles de lo más íntimos de su vida con Íñigo Onieva. Este jueves, uno de los temas a tratar durante la mesa de debate en 'El Hormiguero' era saber qué es lo que te hace seguir conociendo o no a una persona. Nuria Roca tomaba la palabra y apuntaba que para ella era imprescindible que hable bien y tenga conversación, algo que hacía reaccionar a Tamara Falcó con su característica naturalidad.

Artículo recomendado

'MasterChef Celebrity 7': Tamara Falcó reacciona al fichaje de Isabelle Junot con un claro posicionamiento

'MasterChef Celebrity 7': Tamara Falcó reacciona al fichaje de Isabelle Junot con un claro posicionamiento

"Si hiciera caso a como salió mi primera cita no lo vuelvo a ver y mira dónde estamos", revelaba entre risas haciendo referencia a su relación con Íñigo Onieva. Tamara reconoció que en un principio "no teníamos nada que ver" pero recordó que de todo lo que le contó en una de sus primeras citas hubo un detalle que le hizo cambiar el chip.

La marquesa de Griñón tenía un evento con un niño enfermo de cáncer al que le quedaban dos semanas de vida y ella no sabía como actuar. Fue el consejo del ahora empresario lo que llamó la atención de la hija de Isabel Preysler: "Me dijo 'que no se te note nada. Estás ahí para que se lo pase bien'", refiriéndose al último deseo del niño. "Me sirvió y dije ¡mira! hay algo de todo este perfil de 'discotequeo' que me sirve", bromeaba.

Tamara Falcó
INSTAGRAM @elhormiguero

Aunque por el momento no tienen en mente dar un paso más en su relación, Tamara no puede estar más feliz al lado de Íñigo y piensa exprimir al máximo esta etapa de noviazgo tan especial para ella. Hace solo unas semanas, la marquesa de Griñón viajaba a Filipinas junto a su chico, un destino cargado de significado teniendo en cuenta que parte de su familia materna se encuentra allí.