Contundente y con las ideas muy claras. Bárbara Rey (73 años) y Sofía Cristo llevarán a Ángel Cristo ante los tribunales. Hasta el momento ha concedido tres entrevistas, dos grabadas y una en directo, en las que ha arremetido con una enorme dureza contra su familia, especialmente contra su madre, quien, según él, le hizo vivir una pesadilla siendo apenas un niño. Para la DJ y la excedente, estas declaraciones no quedarán indemnes. 

“Mi madre y yo vamos a tomar acciones legales ante estas falacias y mentiras. Este desprestigio público que se está haciendo tendrá unas consecuencias”, ha advertido Sofía Cristo nada más pisar el plató de ‘Espejo Público’. Madre e hija tienen intención de sentar en el banquillo “a todo aquel que haya afirmado cosas que no son ciertas y no se puedan demostrar”. 

Para esta inteventora familiar, las últimas actuaciones de su hermano mayor no demuestran absolutamente nada tan solo “blanquean a un maltratador”. Se refiere a todo lo que Ángel Cristo ha dicho en ‘De viernes’, donde ha llegado a afirmar que su madre “volvía loco” a su padre, y que esta “le enterró”. Una defensa impropia al domador de fieras, al que, hasta hace solo unas semanas, siempre había condenado por sus comportamientos violentos con su madre y con sus hijos. “Sentarte así a hablar de una madre, blanquear los malos tratos con todo lo que hemos sufrido dice mucho de esta persona”, ha sentenciado.  

La salud de Bárbara Rey es crítica, a raíz de las declaraciones de su hijo Ángel Cristo

“Mi madre está mal. Muy mal. Ha dado un bajón de salud muy fuerte en estos días. Y me preocupa”. Bárbara Rey no está bien ni físicamente ni psicológicamente. Es un momento muy complicado. “Ahora mi madre ha tenido que retomar el contacto con un psiquiatra y también la está viendo un cardiólogo”.

El complicado momento que atraviesa ha hecho mella en la salud de Bárbara Rey. Uno de los últimos sustos los vivió hace solo unos días cuando sufrió un desvanecimiento en un centro comercial. "Mi madre se desmayó en el corte inglés y se la encontraron tirada en el baño y la llevaron a los servicios médicos. Le ofrecieron salir de ahí en silla de ruedas pero ella dijo que no, que ya tenía bastante. Fue entonces cuando las cámaras la captaron algo aturdida. Acababa de desmayarse y tiene el parte médico que lo atestigua".