Es, sin duda, una de las noches más importantes de su vida. Antonio Banderas llegaba a la alfombra roja de los Oscars acompañado por las mujeres de su vida. De la mano de su hija Stella del Carmen y con su inseparable Nicole Kimpel, el malagueño ha derrochado sonrisas y simpatía -como es habitual- cuando le quedan pocas horas para saber si se llevará a casa el Oscar al mejor actor por su papel en 'Dolor y Gloria'. Un premio que parece complicado, a jugar por el éxito que ha congregado Joaquin Phoenix en otras entregas, pero que no es imposible. Y para grandes, ¡Antonio!

Artículo relacionado

No suele se habitual ver a Stella del Carmen en eventos tan públicos como puede ser una gala de los Oscar. Claro que cuando a tu padre le nominan para uno de los premios más prestigiosos del mundo, no se puede faltar. La hija de Antonio Banderas y Melanie Griffith no ha dudado ni un segundo en arropar al actor en su gran noche. A su lado también, y eso sí suele ser lo habitual, Nicole Kimpel. La empresaria y actual pareja de Banderas no se separa de él ni un segundo.

Antonio banderas Nicole Kimpel Stella del Carmen
Gtres

Simpático, divertido y algo nervioso, Antonio se ganaba a los presentes en cuestión de segundos. Ha sido una de las primeras grandes estrellas en pisar la alfombra roja y la compañía de su hija ha despertado enorme expectación. Stella, con un vestido en rojo y negro, se ha mostrado más tímida ante las cámaras. Por su parte, Nicole ha optado por el blanco en un diseño muy elegante y sofisticado.

Aunque se haya ido de vacío en premios, a Antonio Banderas no le han faltado los apoyos y los buenos deseos. Uno de los más sorprendentes y bonitos llegaba de su exmujer, Melanie Griffith, que compartía una preciosa foto de su hija Stella del Carmen junto a su novio Eli, antes de reunirse con su padre. No cabe duda de que Stella es el auténtico regalo para ambos, de quien están muy orgullosos.

Stella del Carmen y su novio