'La isla de las tentaciones' ya ha dado su pistoletazo de salida con un estreno que no ha dejado indiferente a nadie. Las cinco parejas que han viajado hasta República Dominicana para poner a prueba su amor, ya han protagonizado alguno de los momentazos más comentados de las redes sociales. Álex Bueno y Fiama Rodríguez se han convertido en los protagonistas indiscutibles y han sido los más afectados, ya que no han comenzado con buen pie el reality. El modelo fitness se han reencontrado con un antiguo amor del pasado, Melani Soler, expretendienta de 'MYHYV' y con la que el tuvo tema del que quema durante su paso por el programa liderado actualmente por Nagore Robles. Pero lo que ha llamado la atención es el cambio radical al que se ha sometido la joven, incluso más de una persona ha tardado bastante tiempo en reconocerla.

Artículo relacionado

Ella misma ha sido la encargada de publicar su nuevo cambio de imagen: se ha puesto un color de pelo más oscuro (ha pasado de rubia a morena), una nariz mucho más fina y se ha aumentado de manera considerable los labios, un hecho que le ha generado numerosas críticas, aunque ella lo tiene claro: "Me veo divina", ha confesado.

Así luce en la actualidad...

melani soler la isla de las tentaciones

Y es que volver a ver a un chico con el que has tenido un rollito no ha sido muy fácil que digamos y más sabiendo que está comprometido. Melani ha comenzado a concursar más guerrera que nunca y cuando ha tenido la oportunidad de elegir a su favorito, no lo ha dudado en ningún momento: ¡se ha quedado con Álex mientras le confesaba que "tenían una conversación pendiente"!

El novio de Fiama ha estallado de lo lindo al escuchar lo que estaba diciendo su ex y fue muy contundente: "No tenemos nada pendiente, ya pasó el momento".

Cuando parecían que las aguas se habían calmado y tras la separación de cada pareja en sus respectivas casas, Álex y Melani han vuelto a protagonizar un tenso encontronazo: "No le interesa hablar conmigo. La última vez que contactamos en persona fue en la discoteca en la que trabajábamos los dos porque vino y me saludó con todo su morro", ha comentado Soler para el resto de compañeras. "No va a hablar conmigo porque está Fiama. Me ha demostrado que siempre ha sido un niño. Es muy incómodo vivir con un ex, y más si es un falso como él", ha rematado.

¡La cosa no ha podido empezar más calentita!