La popularidad de su hermano Jesulín de Ubrique y su buena relación con la prensa la catapultó a la fama siendo muy joven. Carmen Janeiro o 'la jesulina', apodo por el que se la conocía por aquel entonces, hizo sus pinitos como modelo y colaboradora de televisión, sin embargo, decidió que su felicidad estaba lejos de los focos y de la noche a la mañana desapareció como si se le hubiera tragado la tierra.

Después de varias relaciones frustradas, se dio a conocer su historia de amor con el millonario empresario Luis Masaveu. La pareja se conocía hace más de una década por una serie de amigos en común y lo que comenzó como una bonita amistad en uno de los peores momentos de la vida de Carmen (coincidió con el accidente doméstico en el que se rompió la tibia y el peroné y que le supuso meses en silla de ruedas y rehabilitación) terminó en una inesperada historia de amor que lamentablemente escribía su final hace solo unos meses.

Artículo relacionado

Fue tal su discreción que el romance no saltó a los medios hasta ocho años más tarde, manteniéndose al margen de las polémicas familiares que siempre han rodeado a su familia. La siempre accesible y televisiva Carmen optó por recluirse y vivir una vida de lujo y misterio en Marbella exclusivamente por amor, un amor que ya es cosa del pasado. De ellos siempre se ha dicho que eran una pareja "muy casera" con poca vida social. Son escasas las imágenes que existen de ellos juntos, solo las de unas de sus vacaciones en Cádiz en 2016.

Carmen Janeiro y Luis Masaveu

Carmen Janeiro y Luis Masaveu durante unas vacaciones en Cádiz en 2016

Gtres

Tal y como publicaba Semana en exclusiva, el empresario y la hermana de Jesulín de Ubrique llevan más de tres meses viviendo por separado. Al parecer, ha sido la distancia el motivo que les ha llevado a tomar esta determinación, Luis se veía obligado a trasladarse a Portugal por motivos de trabajo y la andaluza no ha terminado de adaptarse a su vida en el país vecino. Si la ruptura es definitiva o no, solo es cuestión de tiempo.