Este martes 6 de agosto, Chelo García Cortés ha arrancado 'Sálvame' con muy mala pata, nunca mejor dicho. Los primeros minutos del directo del programa han sido frenéticos. La colaboradora, con cara de dolor y angustiada, era llevada en silla de ruedas y con una de sus piernas vendadas. Su compañeros Kiko Hernández ponía a la audiencia al corriente de lo que había pasado unos minutos antes: Chelo había tropezado con un saliente de tal manera que ha salido "literalmente por los aires" protagonizando una seria caída por la que ha recibido 28 puntos de sutura en la pierna izquierda.

Kiko, que volvía a coger las riendas del programa, lo narraba con pelos y señales, mientras seguía a Chelo, conducida en silla de ruedas hasta un coche que la llevaba al hospital. "Nunca he empezado un programa de esta manera. Pocos minutos antes de empezar, estaba haciendo unas pruebas de sonido cuando he visto a Chelo literalmente volar por los aires", contaba.

Artículo relacionado

Según la versión del presentador, su compañera se encontraba "hablando por teléfono y al entrar de nuevo a plató se ha tropezado y se ha comido un bordillo". Hernández ha explicado que, a consecuencia de la aparatosa caída, García Cortés se ha hecho "una brecha, un corte de unos diez centímetros que ha empezado a sangrar mucho", debido a que se ha "cortado con un hierro".

'Sálvame' ha mostrado las impactantes imágenes de su colaboradora tendida en el suelo, mientras era atendida por el personal sanitario de Mediaset. Los médicos le han recomendado que fuera trasladada rápidamente al hospital para someterse a pruebas que aclaren el alcance del daño que ha sufrido. Asimismo, allí podrá recibir los cuidados necesarios y con más medios a los que disponen en plató.

A pesar de la cara de dolor, Chelo abandonaba tranquila los Estudios Picasso. "Estoy tranquila", le comentaba a Kiko, que ha desvelado que más que lo que se había hecho, lo que realmente le preocupaba a la exconcursante de 'Supervivientes 2019' era Marta. "No me duele, mi única preocupación es Marta. Que no se entere Marta", no paraba de decir, según sus compañeros.

El programa se ha puesto en contacto con la mujer de Chelo para tranquilizarla y, según ha contado Hernández, "va a esperarse al diagnóstico para ver si se desplaza a Madrid para estar con ella".