Hay que echar la vista atrás siete años, concretamente hasta 2012, para recordar el cameo que la reina Isabel realizó en una de las aclamadas películas de James Bond, con Daniel Craig como protagonista.

Artículo relacionado

La monarca fue escotada por el agente 007, siempre acompañada de sus perros, con motivo de la ceremonia de inauguración de los Juegos Olímpicos de Londres. La propuesta que se le hizo a la reina era arriesgada, pero ella no dudó en colaborar en la historia siempre y cuando se cumpliera una condición.

Reina Isabel y James Bond
Gtres

Ha sido ahora cuando, después de siete años, la guardiana del vestidor de la Reina Isabel II, Angela Kelly, ha desvelado algún que otro secreto de aquella interpretación. Al conocer la invitación a salir en la famosa filmación, Isabel II indicó que ella también quería tener un pequeño diálogo en la película.

Y así fue. La monarca tenía mucho interés en decir "Buenas noches, señor Bond", una pequeña frase que el director Danny Boyle aceptó para asegurarse el papel de la reina en su película. No le costó mucho convencerla de su aparición, una interpretación muy breve pero que, además de dar mucho que hablar en el momento del estreno, se ha quedado en la memoria de todos los ingleses.

"Corrí escaleras arriba y, afortunadamente, la Reina estaba libre. La idea la divirtió mucho y aceptó de inmediato. Le pregunté si le gustaría hablar. Sin dudarlo, su Majestad respondió: «Por supuesto que debo decir algo. Después de todo, él viene a rescatarme»", escribe su guardiana. Fue una anécdota divertida, toda una experiencia para Isabel II que, sin duda, quedará para siempre en su recuerdo.