Iñaki Urdangarin está cada día más cerca de su ansiada libertad. Tras dos años y medio cumpliendo condena por el caso Nóos en la prisión de Brieva (Ávila), al marido de la infanta Cristina le concedieron el tercer grado a principios de 2021, lo que hizo que comenzó una nueva etapa en la cárcel de Zaballa (Álava), a la que tiene que ir a dormir tan solo un día a la semana, mientras que el resto del tiempo lo suele pasar en su casa de su madre.

Artículo recomendado

Tamara Falcó: entramos en su amplio y luminoso salón de estilo nórdico en Madrid

Tamara Falcó: entramos en su amplio y luminoso salón de estilo nórdico en Madrid

Este régimen ha permitido al exduque de Palma ir recuperando poco a poco su antigua vida y disfrutar de días señalados para su familia, como el debut de Pablo Urdangarin como jugador del primer equipo del Barcelona de balonmano. Allí, además, celebró los 50 años del Palau blaugrana, donde cuelga su camiseta de jugador, y se reencontró con antiguos compañeros.

Cristina e Iñaki
Gtres

Una ocasión especial en la que también quiso explicar cómo se encuentra en esta nueva etapa de su vida. “Estoy bien, remontando, volviendo a mi nueva normalidad”, explicaba a ‘Catalunya Radio’, en donde también dejaba claro que el deporte le estaba ayudando ante esta etapa, que no ha sido fácil: “Ayuda a no parar de empujar hasta el final”.

Además, Iñaki Urdangarin ha querido agradecer públicamente el apoyo a todas las personas de su entorno que lo han acompañado en estas semanas tan duras: “Los amigos siempre están ayudando, eso no cambia ni en los buenos momentos ni en los no tan buenos. Ellos me conocen y saben quien soy”.

Artículo recomendado

Rodri Fuertes desenmascarado en 'Secret Story': "No tiene sentimientos fuertes por Adara Molinero"

Rodri Fuertes desenmascarado en 'Secret Story': "No tiene sentimientos fuertes por Adara Molinero"

Unas palabras con las que Iñaki Urdangarin ha dejado claro que, tras unos años sumidos en la oscuridad, tanto él como el resto de la familia ha conseguido superar todos los baches. El exduque de Palma, además, se ha dejado ver acompañado por la infanta Cristian en unas imágenes con las que el matrimonio deja claro que continúan igual de unidos que siempre.