Margarita de Dinamarca está muy preocupada por uno de sus nietos. Henrik, uno de los hijos de Joaquín y Marie de Dinamarca, ha acudido al hospital debido a una afección respiratoria. Así lo han comunicado en los perfiles de redes sociales de la familia real danesa. El pequeño de diez años tiene problemas respiratorios desde su nacimiento, y esta vez las alarmas han saltado todavía más teniendo en cuenta que uno de los síntomas del coronavirus es la dificultad para respirar.

Artículo relacionado

Joaquín y Marie se encontraban junto a sus hijos en París, hasta que ayer, que el pequeño se encontraba peor, decidieron regresar a Dinamarca. Lo hicieron con la intención de llevar a su hijo cuanto antes al hospital en el que siempre le tratan de estos problemas. Allí le hicieron las pruebas pertinentes para saber qué le sucedía y saber si estaba o no contagiado por COVID-19.

Joaquín y Marie de Dinamarca

En el comunicado emitido por Casa Real se informa de que lo que tiene el pequeño es bronquitis asmática, un problema que le persigue desde que nació y que en ocasiones como esta se agrava más. Además en el escrito se deja claro que el pequeño no está infectado por coronavirus. En el hospital le han realizado la prueba y ha dado negativo, algo que ha tranquilizado a sus familiares. Una de las grandes preocupaciones de la reina era que su nieto estuviera infectado por este virus y que esto afectara todavía más a sus problemas respiratorios, algo que ha quedado descartado.

Tras pasar unas horas en el hospital, Joaquín y Marie de Dinamarca ya se encuentran en su hogar junto a sus hijos y por el momento no se van a mover de su casa. Allí es donde Henrik va a seguir las pautas que le han dado los médicos para mejorar su afección respiratoria.