El chef Alberto Chicote regresa en la noche de los jueves a La Sexta y lo hace con su programa `Pesadilla en la cocina´, que ya se encuentra en su quinta temporada. El cocinero, que ha perdido 14 kilos de peso, volverá a meterse en las cocinas de restaurantes ruinosos y lo hará con la intención de sacarlos a flote.

Artículo relacionado

Como novedad, esta temporada viajará a Utrech, en los Países Bajos, para salvar un restaurante español cuyo dueño presta más atención a su show que al servicio del establecimiento. También se subirá a un yate de lujo en el que las camareras son gogós que se marean. El restaurante de un camping y el restaurante de una vidente gallega también serán otros de los lugares que visitará y a los que sacará a flote, tras descubrir el motivo de su fracaso.

El popular cocinero decidió ponerse a dieta para mejorar su salud. Y lo hizo desde el programa de Antena3 ‘Dietas a examen’, donde Chicote, junto con la ayuda de expertos nutricionistas, examinaba las dietas de adelgazamiento más populares en España. Con la ayuda de Clotilde Vázquez, Jefa del Servicio Endocrinología y Nutrición de la Fundación Jiménez Díaz (Madrid), Alberto ha conseguido rebajar su peso, sin embargo, y aunque el cambio físico es obvio, aún le queda un largo camino por recorrer hasta alcanzar un peso realmente saludable.