Alfonso Arús y el equipo de ‘Aruser@s’ están a punto de regresar a la parrilla televisiva. Vuelven tras unos días de descanso en los que reflexionar y analizar la que ha sido su mejor temporada en televisión. Llevan casi dos décadas haciendo el formato de ‘Aruser@s’, o ‘Arusitys’. Los últimos cuatro, en laSexta. El planteamiento de este matinal es diferente al resto, y la audiencia lo agradece. El bagaje del presentador tiene mucho que ver. “Es muy difícil quedarme con uno, Siro”, confesó Arús a Siro López en una entrevista realizada a principios de verano.

Artículo recomendado

laSexta apuesta por Alfonso Arús y sus 'aruser@s' para las tardes del sábado

laSexta apuesta por Alfonso Arús y sus 'aruser@s' para las tardes del sábado

“De casi todos guardo un muy buen recuerdo”, explica el presentador de ‘Aruser@s’, pero hay uno que la audiencia recuerda con especial cariño: ‘Al ataque’. El programa triunfó en los años noventa en Antena 3 y parece que algún nostálgico ha tratado de recuperarlo. "Me lo han pedido en una plataforma de pago. Algo así como reeditar lo mejor del programa, pero no me veo ahora mismo imitando a El Cordobés", respondió el presentador de laSexta, al que veremos también los fines de semana; sin embargo, no especificó si se trataba de Netflix, Prime Video, HBO Max o la propia Atresplayer Premium.

El humor de Alfonso Arús marcó buenos datos de audiencia, pero también dejó divertidas imitaciones de los famosos del momento como la que comentaba el propio presentador, la que realizó de Manuel Benítez 'El Cordobés'. Otras fueron la de Julio Iglesias y su padre o Papuchi. Las bromas y los chascarrillos del programa se repetían en calles, bares y hogares.

Artículo recomendado

Alfonso Arús explica por qué tiene a su familia trabajando con él

Alfonso Arús explica por qué tiene a su familia trabajando con él

Una de las imitaciones más recordadas de ‘Al ataque’ no es de Alfonso Arús, es de Pepe Gáfez. Imitaba, aunque nunca se mencionó, al cantante José Vélez y repetía una y otra vez eso de "¡qué mala suerte!" mientras se escondía tras unas gigantes gafas amarillas. Si queremos volver a ver estas bromas tendrá que ser tirando de archivo ya que le negativa de Arús fue contundente: “Es imposible”.