Raquel Bollo se atrevió hace unos meses a meter tijera y, como suele ocurrir, una vez que ya ha empezado ya no puede parar. La diseñadora ha vuelto a retocarse la melena cortándose bastante centímetros más y no puede estar más cómoda con su nueva imagen. Parece que el long bob ha sido un corte de transición para Raquel, un truco para las mujeres que no están acostumbradas a verse con el pelo corto pero quieren rejuvenecer y darle un toque de frescura a su imagen.

Artículo recomendado

El peinado de ondas de Paula Echevarría para cualquier look de fiesta o evento de Navidad

El peinado de ondas de Paula Echevarría para cualquier look de fiesta o evento de Navidad

Raquel Bollo ha cortado aún más su pelo y ha apostado por un corte de pelo bob con las puntas muy despuntadas y desfiladas. Este toque es perfecto para mujeres como ella con un pelo bastante grueso y contundente. En alguna ocasión, la colaboradora de televisión ha explicado que su pelo es fosco y que es muy fan de las ondas naturales que dan movimiento a su melena, con este corte de pelo queda aún mejor. Su look se ha modernizado al instante.

Raquel Bollo
INSTAGRAM @raquelbollo

Los cortes de pelo a la altura de la mandíbula con capas 'invisibles' se llevan a rabiar este otoño, especialmente entre las mujeres de más de 40 y 50 años porque su efecto rejuvenecedor es inmediato. Raquel Bollo no lleva flequillo sino unas favorecedoras capas que enmarcan y estilizan su rostro, de esta manera consigue ser fiel a su estilo pero apostando por un corte de pelo bastante actual y también muy cómodo. Ella lo peina con raya al lado para dar volumen a las raíces y darle un aire más sofisticado.

Además de su corte bob, Raquel Bollo ha renovado sus mechas por las más actuales. "Para terminar el cambio de look faltaba repasar el color. Paco Cerrato ha utilizado la técnica profesional French Glossing que combina tonos cálidos, cubre las camas perfectamente e hidrata el cabello", compartía hace unos días en su perfil de Instagram. Las mechas French Glossing son degradadas y dan más oscuridad en las raíces. Se juega al menos con dos tonos de cabello, en el caso de Raquel Bollo de su castaño natural, y con muchísimo brillo. Este brillo es precisamente lo que hace que se noten mucho menos las canas y no hagan falta tantos retoques, además de disimular las canas.