Hace tan solo unos meses Tamara Falcó (42 años) e Íñigo Onieva (34 años) protagonizaron todas las portadas con su espectacular boda. Desde entonces han sido muchos los momentos que han compartido en sus redes sociales sobre su nueva vida como matrimonio. Sin embargo, hace unos días era la hija de Isabel Preysler (72 años) la que hacía públicos algunos de sus enfados con su marido en ‘El Hormiguero’. Ahora ve la luz una disputa que habría tenido la pareja en un conocido restaurante de Madrid, donde sorprendieron los aspavientos que hacían ambos.

Las parejas pasan por diferentes etapas y esto es lo que les debe estar sucediendo a Tamara e Íñigo. Estamos acostumbrados a verlos compartir todos sus momentos entrañables y adorables, en los que comparten algunos momentos que dejan patente lo enamorados que están en estos primeros meses como marido y mujer. Pero como cualquier otra pareja también tienen sus momentos malos, aquellos en los que discuten por cuestiones de lo más livianas. Sin embargo, este tipo de detalles no suelen ver la luz de manera habitual.

La agitada disputa de Tamara Falcó e Íñigo Onieva

La única forma de que estas cuestiones se hagan públicas suelen ser por dos motivos. El primero porque uno de los protagonistas lo cuenta como hizo la propia Tamara en el programa de Antena 3 para el que colabora. Y la segunda es que esa discusión sea en un lugar público, a los ojos de todo el mundo presente, tal y como ha ocurrido en esta ocasión que ha tenido lugar en un conocido restaurante de Madrid en el que el matrimonio se encontraba comiendo junto a unos amigos.

Según ha contado Pedro Jota en el podcast ‘En todas las salsas’ la pareja fue vista realizando aspavientos, síntomas de que se trataba de una discusión entre ellos, acrecentada además con el final que tuvo la misma. “Me cuentan que supuestamente Tamara Falcó e Íñigo Onieva tuvieron una discusión en un restaurante del centro de Madrid, en la calle Jorge Juan, hace unos días”, comenzaba diciendo, dando los detalles del lugar en el que todo ocurrió.

“No fue una discusión a gritos porque ellos nos discuten así. Pero estaban teniendo una discusión y salieron cada uno por un lado del restaurante”, contaba. “Él fue el primero en salir en un taxi y ella se quedó y luego salió del restaurante acompañada de dos amigas”, declaraba sobre el modo en que acabó la disputa. De hecho, Pedro Jota relataba que no se encontraban en un reservado, sino que estaban a la vista de todos que pudieron ser testigos de todos sus gestos. “A la gente le llamó la atención los aspavientos que hacían”, concluía.

Artículo recomendado

Tamara Falcó no se corta en su crítica valoración a sus hermanos Julio José y Ana Boyer en ‘Bake Off: famosos al horno’

Tamara Falcó

Tamara Falcó revela sus peleas con Íñigo Onieva en ‘El Hormiguero’

Hace unos días en el programa de Antena 3 para el que colabora la Marquesa de Griñón vivieron una situación incómoda. En la llamada diaria que suelen realizar para ofrecerle una cantidad de dinero a la persona que les coge el teléfono, este les contó que estaba discutiendo en ese momento con su mujer. Ello propició que los colaboradores dieran rienda suelta a explicar con todo lujo de detalles las peleas que cada uno tenía con su pareja.

Tamara se mojó y reveló algunos de estos enfados. “Cuando estoy enfadada odio que me pregunten si estoy enfadada. Es que nuestros cambios hormonales como mujeres son difíciles de controlar. Íñigo tiene la mecha mucho más corta que yo, pero yo tardo mucho más en desenfadarme”, decía la hija de Isabel Preysler. “Yo puedo estar hasta que se levanta, me abraza y me pregunta: '¿Podemos pasar ya de esto?'. Tardo. Yo puedo pasarme un montón de tiempo”, añadía.

De hecho, también quiso explicar el motivo que le lleva a estar tanto tiempo hasta que se le pasa el enfado. “En mi cabeza yo soy jueza y decido qué está bien y qué está mal. Dicto sentencia”, explicaba. Además, contó que “siempre o bastantes veces, tengo razón. Me atrevería a decir que un 98% de las veces”. De este modo, confirmaba que llevaba su parte de razón en las pequeñas peleas que tiene en su nueva vida de casada.

Como viene siendo habitual, el matrimonio formado por Juan del val y Nuria Roca también quiso hablar de sus rencillas, algo que en más de una ocasión han tratado en los diferentes programas en los que participan. "Yo sé de antemano cuando no hay una discusión, sé si voy a discutir o no. Yo ya tengo el cuerpo predispuesto para una discusión. A veces me levanto y me dice Juan: '¿Estás enfadada?' y le dijo: 'sí'", decía la presentadora. "No es que ella se levante de mal humor, en abstracto. Se levanta enfadada conmigo. Me remito a una frase y a una persona de este equipo que es Mary, que me dice: 'Y luego parecía ella la buena'. Las apariencias engañan", replicaba el escritor por su parte.