Rocío Carrasco siente debilidad por David Flores. Durante el episodio número 10 de Rocío: contar la verdad para seguir viva, la mujer de Fidel Albiac ha hablado alto y tendido sobre su hijo pequeño, una de las grandes víctimas de toda la polémica familiar. La hija de Rocío Jurado tiene muy claro que el sentimiento es mutuo y que si a David se lo hubiesen permitido, habría estado al lado de su madre. Carrasco ha acusado directamente a Antonio David de arrebatarle a lo más importante que puede tener una mujer en su vida, sus hijos, y su ausencia le produce una profunda pena.

Artículo relacionado

"La ausencia da pena, pero yo sé que si a él lo hubiesen dejado él me hubiese llamado, hubiese venido... Lo sé, no hace falta que nadie me lo diga. Él no ha tomado determinadas actitudes porque no se lo han permitido. Claro que me echa de menos", ha confesado con rotundidad Rocío Carrasco sobre David Flores.

Rocío Carrasco no ha podido resistirse a revelar cómo era su día a día con David. Se ha lamentado de la manipulación que ciertas personas han tenido sobre él y no ha tenido repararos en volver a cargar con dureza contra el padre de sus hijos. Y, una vez más, ha hecho referencia a que Antonio David se ha aprovechado de Rocío y David Flores para llenarse los bolsillos de dinero.

Artículo relacionado

"No me sentía querida, me sentía amada por él. Él era locura y le encantaba verme hacer de comer. Él tenía mucho rollo con nosotros, hablo de él sin pena porque sé que él es feliz. Mi pena por él es por la utilización que ha sufrido o porque esta persona ha utilizado estas circunstancias de este niño, que es su hijo, para hacer más daño, más mal y para lucrarse", ha rematado furiosa.