No sabemos qué nos gusta más de esta foto: el pelo salvaje de Carmen Lomana, su bolso sobre la cama, la toalla que envuelve su desnudez,  imaginarnos la persona misteriosa que está haciendo el retrato… ¡así que a esto se referían nuestras madres cuando hablaban de alimentar el misterio!

Artículo relacionado

La socialité se convierte en la sensualidad hecha mujer en la última fotografía que ha colgado en las redes sociales. Su imagen más sexy hasta la fecha. “Despertando en Londres después de una noche de amor... Entonces fumaba...”, las palabras de Carmen nos trasladan a un hotel de lujo, a la mañana post-pasión, cuando uno ha salido tras la ducha y no puede quitarse esa sonrisa de satisfacción. Ojalá levantarnos cada día con esa sensación. Pero gracias a Carmen ahora podemos. Si nos sentimos con nostalgia, siempre podemos navegar en el historial fotográfico de Lomana y dejarnos llevar por la historia de amor que envuelve a la imagen.

No sabemos cuando fue tomada la instantánea. Tan solo tenemos una pista: entonces Carmen aún fumaba, y de eso ya hace algún tiempo, así que puede que nuestra ‘reina del sabor a la parrilla’ haya tenido el día melancólico y haya decidido recuperarla.

Eso sí, hay una cosa que nos extraña de este collage tan majo que ha montado la exsuperviviente: el bolso. ¿Ha tenido la noche de pasión con el Hermés? La verdad es que nosotros también viviríamos una salvaje aventura con este accesorio (si nos lo pudiéramos permitir), y le pagaríamos noches en suites de lujo, desayunos de té con pastas y lo sacaríamos de paseo por la milla de oro de la ciudad en la que nos encontrásemos (en esta ensoñación viajamos mucho). Nos vais a tachar de materialistas, pero donde esté un buen bolso, que se quite un mal novio.

 

Despertando en Londres después de una noche de amor... Entonces fumaba...

Una foto publicada por carmen_lomana (@carmen_lomana) el

Artículo relacionado

Artículo relacionado

Artículo relacionado

Artículo relacionado